Viajes con encanto

Viajes con encanto. Las mejores ciudades para una escapada inolvidable

  • Viajes
cat-icon-on-post

 

De vez en cuando, viene bien hacer una escapadita romántica con el ser querido. Mucha gente quiere un destino tranquilo, desconectando de cualquier cosa que se parezca a la civilización y así aislarse en pareja. Otros, en cambio, prefieren un destino mucho más visual y dinámico, en el que encontrar rincones y lugares entrañables. Si eres de estos a los que les gusta descubrir las mejores ciudades románticas y quieren hacer viajes con encanto, aquí te vamos a dar algunas ideas que te pueden ser muy útiles.

Oporto

 

Oporto

Queremos empezar nuestra lista de propuestas para un viaje con encanto con una de las ciudades extranjeras más cercanas que tenemos en España: Oporto.

La segunda ciudad de Portugal en importancia y número de habitantes es un destino súper interesante y accesible. Además, aunque es una ciudad con un tamaño considerable, también resulta manejable para visitar en un fin de semana o durante un puente, sin dejar de lado nada de lo más importante.

Entre los imprescindibles de Oporto, todos sabemos que hay que ir a ver la Catedral, la Torre de los Clérigos, el Palacio de la Bolsa y la Librería Lello. Pero estamos seguros de que callejeando e investigando, se pueden encontrar rincones estupendos para fotografiar y conocer un poco más a fondo esta bonita ciudad.

Milán

 

Milán

Italia es otro país cercano y con un montón de ciudades perfectas para realizar viajes con encanto de fin de semana o, por supuesto, de más días, siempre que sea posible.

Las propuestas más habituales suelen centrarse en Roma, Venecia o Florencia. Pero como nosotros queremos proponerte cosas que no sean las que te propone todo el mundo, vamos a apostar hoy por Milán, que es una ciudad con muchas posibilidades y que tiene mucho que ofrecer para aquellos que aun no la conozcan.

Por supuesto, nadie se debe perder la visita y la fotografía a su preciosa catedral (Duomo), la Galería de Victor Manuel II, el Teatro de la Scala, o la Basílica de San Ambrosio. Y, para los amantes de la moda, no hay mejor ciudad que esta para descubrir las tendencias y darse algún caprichito.

Dublín

 

Dublín

La capital irlandesa es como un cofre del tesoro que tiene muchas joyas por descubrir. O como una playa como muchos cofres por desenterrar. Sobre todo, gemas verdes, que para eso es el color de Irlanda y de sus paisajes.

Entre las atracciones más populares y conocidas de Dublín, siempre vamos a encontrar la fábrica de Guinness, el Castillo de Dublín, el Puente O’Connell, la Catedral de San Patricio o el Trinity College.

Pero también hay una gran cultura de bares y noche, y es imprescindible acercarse al Temple Bar, un barrio repleto de pubs para disfrutar de comida, bebida y, sobre todo, música en directo, para que la noche sea completa. Por cierto, Dublín es una ciudad ideal para recorrer en bici, como la siguiente que vamos a poner en esta lista.

Ámsterdam

 

Ámsterdam

También capital y también ciudad importante, con lugares de interés y muy manejable para recorrer cómodamente en pocos días, Ámsterdam es perfecta y se puede convertir en un viaje con mucho encanto, sobre todo si la época elegida es la más adecuada.

Con esto nos referimos a intentar acudir allí precisamente en los meses primaverales, con las temperaturas ya alejándose del frío invernal y, sobre todo, con la puesta en marcha de todo ese colorido tan famoso y característico de los parques y jardines de la ciudad.

Podríamos decir que con solo pasear por Ámsterdam y disfrutar de sus barrios y sus canales ya podríamos conseguir ese viaje con encanto que nos atañe aquí, pero para los que quieran algo más, siempre está el Rijksmuseum, el Museo Van Gogh, la casa de Anna Frank o la Plaza Dam, por poner algunos ejemplos básicos.

Brístol

 

Bristol

Cuando se piensa en una escapada o un viaje con encanto a Inglaterra, lo primero que viene a la mente es Londres. Pero, seguramente, un fin de semana se quede demasiado corto si se quiere exprimir un poco de todo lo que la capital inglesa ofrece y, además, es un destino demasiado manido, por lo que mucha gente tal vez prefiera un viaje un poco más original.

Una de las ciudades, y no es la única, que merece una visita en este país es Brístol. Cada vez más vinculada con la escena cultural y con más adeptos a sus causas, está considerada como una de las mejores localidades para vivir en Inglaterra. Pero también es una de las más indicadas para un viaje con encanto.

Entre los principales atractivos de esta ciudad, el Puente colgante de Clifton, que data de 1864 y es uno de sus símbolos más reconocibles; el Canal de Kennet y Avon, idóneo para los amantes de los paisajes más naturales y de la fauna y flora silvestres, o el Bristol City Museum and Art Gallery, que es uno de los más antiguos e importantes del Reino Unido. Y, por no dejarnos nada en el tintero, la Temple Church, o iglesia de los Templarios, que es un monumento medieval repleto de historia y encanto, con un cementerio ajardinado que permite pasear con relajación.

Otros viajes con encanto

 

Además de estos destinos que proponemos, se pueden hacer muchas otras escapadas que permitan disfrutar de unos días de descanso y relajación o, por qué no, de mucha diversión y alegría, pero siempre con encanto.

Si el tiempo y el presupuesto lo permiten, en el norte de Europa hay lugares a los que acudir para disfrutar de hermosos paisajes y culturas un poco diferentes a las mediterráneas, como Turku en Finlandia, Aarhus en Dinamarca o Bergen en Noruega. Incluso sin ir tan lejos también hay otras ciudades en Francia o Bélgica, como Montpellier o Amberes, respectivamente.

Y no podíamos olvidarnos de algunas de las ciudades españolas con mayor atractivo para una escapada encantadora, como Córdoba, Toledo o San Sebastián, en las que no faltan opciones culturales y gastronómicas por igual.

[Total:0    Promedio:0/5]

Comentarios

compartir en redes