Sandwich

5 ideas de cenas ligeras y rápidas que te sacarán de un apuro

  • Gastronomía
cat-icon-on-post

 

Hay veces que el tiempo escasea, o que las fuerzas flaquean o que, directamente, la pereza es la que se apodera de todos nosotros y, al final del día, nos rendimos. Por eso, en muchas ocasiones cedemos a la tentación de no cenar, cenar mal o tirar de teléfono o app y pedir cualquier cosa a domicilio. Vale, las comidas que te traen a casa están ricas y una vez al año no hace daño, pero si esto se está convirtiendo en una costumbre, tu salud y tu bolsillo lo pueden notar. ¿Qué te parece si te dejamos unas ricas ideas de cenas ligeras y rápidas para que hagas tú mismo en casa, sin necesidad de dedicarle mucho tiempo ni muchos ingredientes?

Brochetas de pavo con verduras

 

Brochetas de pavo

El pavo es una de las carnes blancas más suaves y ligeras que hay. Muchos dietistas la recomiendan para todos aquellos que quieran perder peso, que quieran controlar un poco sus niveles de colesterol o, simplemente, a todas las personas que quieran llevar una alimentación más sana.

Si a la carne del pavo le añadimos unas verduras, podemos conseguir un plato muy completo y equilibrado, al que solo le falta el toque especial para conseguir ese aspecto y ese sabor que tanto encantarán a los comensales. Por eso, nuestra primera propuesta es la de unas brochetas de pavo en las que combinemos la carne con cebolla, pimientos y setas.

Para ello, lo primero será adobar la carne ya troceada, con sal, pimienta y alguna otra hierba o especia al gusto. Luego, solo hay que montar las brochetas, alternando los trocitos de carne con la cebolla, los pimientos y las setas, y disponerlas sobre una plancha bien caliente ligeramente aceitada.

También está la opción de hacer las brochetas al horno, para lo cual se puede preparar un aceite especiado con el que pintar las brochetas para introducirlas la horno y dejarlas que se hagan.

Cazuela de verduras al horno

 

cazuela de verduras al horno

Si las verduras son las protagonistas de nuestras recetas, nos estamos asegurando unas cenas ligeras y rápidas muy saludables. Esto es lo que queremos buscar con la cazuela de verduras al horno, que nos permite librar un compromiso de un modo sencillo y, además, personalizar la cena tanto en ingredientes como en complejidad según sean nuestros gustos y disponibilidades.

Lo ideal será tener una salsa de tomate como base y, sobre ella, disponer rodajas de verduras y hortalizas cortadas finas al gusto. Para agilizar esto y que las verduras queden mucho más homogéneas lo idóneo es utilizar una mandolina. Así, luego solo hay que ir alternando las rodajitas de calabacines, berenjena, cebolla, zanahoria, etc. En realidad, casi cualquier verdura y hortaliza tiene su cabida aquí.

Si tienes ya verduras que te han sobrado de otras comidas también las puedes aprovechar, y ya solo te queda sazonar al gusto con un poco de aceite, sal y las especias que quieras.

Incluso, si quieres darle un toque más sabroso, también puedes echar un poco de queso por encima, un poco más de tomate o un poquito de pesto. El resto es tan fácil como hornearlas a 200 grados durante diez o doce minutos y servir para comer con cuidado de no quemarse.

Salmón con almendras

 

filete de salmón

El salmón es uno de los alimentos más recomendados por sus cualidades nutritivas y por lo saludable que resulta. Pero, además, es un pescado que gusta a mucha gente y que se puede preparar de un montón de maneras diferentes. Aquí ya hemos comentado cómo comerlo en sushi y también queremos ahora darte una idea para una cena ligera y rápida que puedes hacer fácilmente.

Con la ayuda del horno, podemos conseguir que el salmón mantenga todas sus propiedades y su sabor, y también podemos prepararlo de un modo más sano, sin renunciar a lo sabroso.

Lo que queremos aquí es darle un toque original y crunchy, para lo que podemos mezclar un poco de pan rallado con almendras molidas y, si queremos, también alguna especia. Luego, con un poquito de aceite, se hornea durante diez minutos y se disfruta del sabor y la textura no tan habituales, pero sí riquísimas.

Ensalada de pollo

 

ensalada de pollo

La versatilidad de las ensaladas es algo que nos encanta y de lo que ya hemos hablado aquí anteriormente. Hay tal variedad de ensaladas que se podría decir que siempre hay una disponible para cada comensal.

Pero muchas veces no se toman las ensaladas como plato realmente completo, o mucha gente no los ve así, sobre todo si no incluyen determinados ingredientes. Por eso, aquí queremos partir de la base de la ensalada de pollo para configurar un plato más equilibrado y jugar con las posibles combinaciones que éste ofrece.

En lo que se refiere al pollo, una buena idea es utilizar filetes de pollo asado o, en su defecto, unas pechugas a la plancha troceadas. Para las verduras proponemos unos brotes tiernos, que pueden ser de rúcula, espinacas, una mezcla de lechugas, etc. Y, para completar, desde un poco de queso de cabra hasta trocitos de manzana, patata cocida, nueces, frutos rojos, etc. Y si quieres completar esta cena ligera y rápida con un aliño rico, aquí tienes unas cuantas ideas.

Burritos vegetales

 

burritos

Terminamos nuestras propuestas de cenas ligeras y rápidas con una que, además de rica, es divertida y puede ayudar a que los más pequeños coman verduras que, de otro modo, les suelen costar.

Aquí solo hay que trocear las verduras y hortalizas deseadas en cubitos pequeñitos y pocharlas un poco en una sartén. Como en otras recetas, vale casi cualquier cosa, desde cebolla, pimientos, calabacín, berenjena, trocitos de brócoli, champiñones, etc.

Una vez que estén tiernas, se pueden aliñar con un chorrito de salsa de soja o con alguna salsa ligera. El toque ideal es si tenemos un poco de arroz blanco ya cocinado, que se puede aprovechar perfectamente para acompañar a las verduras y luego, por fin, introducirlo todo en un burrito y enrollarlo. ¿No es muy apetitoso?

[Total:2    Promedio:2/5]

Comentarios

compartir en redes