Escapadas acuáticas: el verano está para refrescarse

Escapadas acuáticas: el verano está para refrescarse

  • Viajes
cat-icon-on-post

Si ya llevas meses pensando en tus vacaciones de verano y aún no te has decidido, te recomendamos estas refrescantes escapadas para que te vayas remojando. Playas, ríos, pozas, piscinas naturales… el verano ya está aquí y no tienes por qué esperar a tus vacaciones para, al menos, ir refrescando la mente con las sugerencias que te dejamos aquí. ¡Estamos seguros de que no vas a poder resistirte a visitar alguna de ellas!

 

Piscina natural de Aniol d’Aguja (Gerona)

Una de las escapadas acuáticas más completas es a la piscina natural de Aniol d'Aguja.
Una de las escapadas acuáticas más completas es a la piscina natural de Aniol d’Aguja.

 

Empezamos nuestra ruta por las escapadas acuáticas en Cataluña. Y, más concretamente, en una de las zonas naturales más populares de la provincia gerundense, La Garrotxa, famosa por su implicación con el turismo sostenible. Si te quieres ubicar un poco más, esta piscina natural se encuentra entre los municipios de Montagut y Oix.

Pero no es la piscina el único atractivo que tiene esta área. En realidad, toda la zona es conocida y frecuentada por los amantes de la naturaleza, de los deportes de montaña y, sobre todo, del senderismo.

De hecho, el camino hasta llegar a la poza refrescante del Gorg blau de Sant Aniol, es una preciosa e interesante ruta por sí misma, y seguro que la llegada al destino es un premio bastante refrescante, sobre todo si es verano.

 

Piscina natural de Beceite (Teruel)

El ecosistema que rodea la piscina natural de Beceite es uno de los más ricos y mejores conservados de Europa.
El ecosistema que rodea la piscina natural de Beceite es uno de los más ricos y mejores conservados de Europa.

 

La provincia de Teruel tiene un montón de atractivos turísticos naturales, la mayoría desconocidos para el gran público, y, entre ellos, alguno que puede servir como excusa para hacer una escapada acuática a la vez que se disfruta de un entorno saludable.

En la comarca de Matarraña, cercana a la más famosa del Maestrazgo, encontramos un bonito municipio entre paisajes montañosos de gran belleza, que acogen uno de los ecosistemas más ricos y mejor conservados de toda Europa.

Además de innumerables rutas y opciones para recorrer estos entornos, como la ruta de El Barrizal, que parte y llega al mismo pueblo de Beceite, allí abundan las pozas y piscinas naturales en las que refrescarse y darse un chapuzón cuando aprieta el calor.

 

Fuentes del Algar (Alicante)

Una escapada acuática a Fuentes del Algar es una gran alternativa al turismo playero.
Una escapada acuática a Fuentes del Algar es una gran alternativa al turismo playero.

 

Seguimos por el este de la península, y esta vez bajamos un poco más al sur en busca de esas escapadas acuáticas tan refrescantes ahora que empieza a llegar el calor.

Aunque la provincia de Alicante y, en general, toda la Comunidad Valenciana, suele estar frecuentada por otro tipo de turismo, más playero y relajado, también ofrece otras opciones enfocadas a la naturaleza, como ésta que recogemos aquí.

Es cierto que, en determinadas fechas, puede estar un poco saturada de visitantes, sobre todo por su cercanía a Benidorm. Pero esto también es entendible si se consideran sus magníficas condiciones de conservación y los esfuerzos en educación medioambiental que ofrece a sus visitantes.

 

Piscinas naturales de Arenas de San Pedro (Ávila)

Si quieres una escapada acuática de efectos terapéuticos, Arenas de San Pedro y sus piscinas naturales son ideales.
Si quieres una escapada acuática de efectos terapéuticos, Arenas de San Pedro y sus piscinas naturales son ideales.

 

Cambiamos de escenario y nos vamos al centro de España, concretamente al municipio abulense de Arenas de San Pedro. Aquí, a muy poca distancia del pueblo, nos encontramos con unas de las piscinas naturales más refrescantes y reconfortantes de la Sierra de Gredos, famosas por sus beneficios terapéuticos.

De hecho, estas piscinas forman parte del cauce natural del río Arenal, y sus aguas están tan limpias que no solo se puede bucear a ras de agua, sino que también se puede convivir con la fauna fluvial, en especial las truchas que tanto abundan allí.

 

Río Bullaque (Ciudad Real)

En la provincia de Ciudad Real no tienen playa, pero, cuando aprieta el calor, también tienen sus opciones para hacer una escapada acuática y refrescarse. Pero los ciudadrealeños no son los únicos que pueden disfrutar de estos grandes atractivos, también todos aquellos que se acercan para conocer y descubrir los excelentes parajes que ofrece su geografía.

Una de éstas, la ruta por el río Bullaque, afluente del Guadiana y que, a lo largo de su recorrido, provee de impresionantes escenarios aptos para todos los gustos y edades. Mucha gente se ve atraída por la riqueza de la flora, con multitud de sauces, fresnos, álamos y chopos. Y, también, por esos rincones en los que abundan los nenúfares blancos y amarillos, las nutrias y otros animales poco frecuentes (o nada) en ámbitos más urbanos.

Pero, por supuesto, también son muy interesantes las partes del río en las que se puede disfrutar de un refrescante baño, que sirve tanto para darse un pequeño premio después de un paseo por la zona como para que los más pequeños se diviertan con un chapuzón diferente y enriquecedor.

 

Garganta de los infiernos (Cáceres)

Los pilones de Garganta de los infiernos hacen que esta escapada acuática sea mágica.
Los pilones de Garganta de los infiernos hacen que esta escapada acuática sea mágica.

 

Cerramos esta lista de sugerencias para realizar escapadas acuáticas con una propuesta que seguramente suene a muchos, pero que no deja de resultar imprescindible: la Garganta de los infiernos, en Cáceres.

Nadie va a dudar de que, en Extremadura, cuando avanza la primavera y durante todo el verano, el calor es de los más intensos de toda la península. Pero la naturaleza es sabia y, por eso, allí nos ha dejado alguna solución no solo efectiva, sino también bonita en términos estéticos.

De hecho, más que una piscina, esto es toda una Reserva natural, en la que los saltos y cascadas de agua abundan y los pilones, su elemento más característico, le confiere una apariencia verdaderamente única. También es interesante la zona del Chorrero de la Virgen, con una espectacular cascada, pero en verano puede tener poca agua.

Además de esto, hay dos rutas de senderismo muy bien señalizadas, de distinta distancia, para que se pueda disfrutar del entorno en familia con los pequeños o de un modo un poco más exigente.

Esperamos que estas propuestas de escapadas acuáticas os hayan servido para tomar nota de lo que puede ser un aperitivo refrescante antes de que lleguen las vacaciones principales del año. Es bueno tenerlas en cuenta, porque nunca se sabe cuándo va a pillarnos una pequeña ola de calor o, si queremos disfrutar de una buena ruta natural, qué opciones de refresco y descanso tenemos en cada una de ellas. ¡Al agua!

[Total:0    Promedio:0/5]

Comentarios

compartir en redes