Costa Este de Estados Unidos: un destino lleno de sorpresas (parte 1)

  • Viajes
cat-icon-on-post

Casi 2.500 kilómetros de contrastes. De Nueva Inglaterra a Florida, la costa Este de Estados Unidos está llena de sorpresas. Fascinantes ciudades que conocer, mucha naturaleza por la que pasear, aventura, playas y muchos escenarios cinematográficos es lo que te espera si recorres este litoral.

Una enorme distancia difícil de describir con demasiado detalle en un solo post, por lo que hemos tenido que hacer dos. La semana que viene, la siguiente entrega. Con varias rutas posibles, prepárate a descubrir una parte del continente americano que te sorprenderá.

Diferentes rutas, diferentes mundos

Cuando pensamos en Estados Unidos nos vienen a la mente impresionantes metrópolis con grandes rascacielos, tiendas y parques temáticos. Más allá de eso, Estados Unidos es un enorme país, concretamente el cuarto más grande del mundo, con casi diez millones de metros cuadrados. Estados Unidos es uno de los considerados países que más biodiversidad albergan, junto a Brasil, Colombia o Madagascar. Con un variadísimo clima según la zona: al este del meridiano 100 que divide el país en dos de Norte a Sur, podemos encontrar desde clima continental húmedo en el norte hasta húmedo subtropical en el sur. Toda esta diversidad da lugar a increíbles paisajes, numerosos bosques e impresionantes playas. Un lugar con mucha historia y con mucho, mucho que ver.

Estamos acostumbrados a escuchar las maravillas de la Costa Oeste: San Francisco, Los Ángeles, California, etc. Pero el extremo más oriental de este enorme país, no tiene tanto que envidiarle como pensamos. Aquí podremos encontrar desde maravillosas playas, tanto en la parte Norte como en la zona de Florida, con arrecifes de coral, coloridos bosques, sorprendentes islas, impresionantes paisajes y una asombrosa mezcla de vida urbana y rural que va desde grandes ciudades como Nueva York o Boston a las colonias amish. Una zona atravesada de Norte a Sur por los impresionantes montes Apalaches, que ofrecen una ruta de senderismo de casi 3500km que atraviesa 14 estados por la parte interior. Pero no te preocupes, la puedes hacer por partes.

Franconia Ridge, una parte del sendero de los Apalaches en New Hampshire
Franconia Ridge, una parte del sendero de los Apalaches en New Hampshire

Viajar a la Costa Este de Estados Unidos ofrece diferentes posibilidades, diferentes rutas y diferentes planteamientos, dependiendo de lo que busquemos. Una ruta corta nos puede llevar por la zona de las Trece Colonias, un grupo de colonias británicas que en 1776 declararon su independencia y formaron lo que son hoy los Estados Unidos, o centrarnos en la zona más meridional desde Carolina del Norte hasta Florida. Podremos movernos en tren, en coche o los más aventureros pueden plantear un recorrido en caravana. Las opciones son muchas, dependiendo del tiempo y del planteamiento de viaje. Un recorrido en el que descubrir y explorar increíbles parajes en los que perderse a conocer, pasear y disfrutar de la naturaleza en estado puro.

El Noreste: Nueva Jersey,Pensilvania, Massachusetts, New Hampshire y Maine

En Montauk podremos disfrutar de relajantes playas
En Montauk podremos disfrutar de relajantes playas

Una de las primeras opciones puede ser una ruta por la zona noroeste, que nos llevará aproximadamente dos semanas, empezando en Nueva York y terminando en Portland, Maine. Esta ruta nos ofrece la posibilidad de conocer o de volver a la Gran Manzana, donde podremos disfrutar de arte, arquitectura, música y mucha cultura. Desde allí hasta Long Island: playas, viñedos  y un bucólico paisaje. No muy lejos se encuentra el Valle del Hudson, con majestuosas mansiones y cada vez más rural según avanzamos hacia el norte.

Una internada hacia Lancaster, territorio amish por excelencia y una salto a Filadelfia merecen una mención especial. Filadelfia es la ciudad del amor fraternal, cercana a la desembocadura del río Delaware (visible desde un satélite de la NASA) y lugar de nacimiento del movimiento de independencia.

En Lancaster, territorio amish, son frecuentes los coches de caballos
En Lancaster, territorio amish, son frecuentes los coches de caballos

En Boston podremos disfrutar de la que llaman la ciudad más europea de Estados Unidos y una de las más antiguas. Aquí podremos disfrutar de maravillosos enclaves costeros llenos de historia: fue en Plymouth donde se instalaron los padres peregrinos. Martha’s Vineyard, una tranquila y bella isla en la que relajarse o la histórica Nantucket, donde estuvo la mayor flota ballenera. Hablando de ballenas, Cape Cod es el lugar para salir a ver alguna de ellas nadando en el mar.

En New Hampshire podremos disfrutar de los magníficos picos graníticos del White Mountain National Forest, la cordillera más alta de esta costa que ofrece numerosas posibilidades para admirar cascadas y desfiladeros por doquier.

El Acadia National Park, más al norte, frente a las costas atlánticas de Maine, es un impresionante enclave en el que hacer un poco de senderismo o ciclismo a lo largo de montañas, acantilados, playas y muchas especies diferentes de animales. Este parque se encuentra en una isla, y podremos disfrutar de unas maravillosas vistas si subimos a la cima del Monte Cadillac.

Una puesta del sol en Acadia National Park
Una puesta del sol en Acadia National Park

Para los amantes de la naturaleza: Virginia, Tennessee y Carolina del Norte

Esta es una interesante posibilidad, volando a Washington D.C., donde podrás hacer una visita a la capital y a su impresionante National Mall, donde Martin Luther King pronunció su famoso discurso “Tengo un sueño” y donde han tenido lugar las manifestaciones más importantes de la historia del país, donde el ya legendario Forest Gump se reencuentra con Jenny durante una protesta contra contra la Guerra de Vietnam.

El Shenandoah National Park hará las delicias de los amantes de bellos y remotos paisajes con esta enorme extensión de naturaleza en estado puro. Aquí podremos realizar un tramo de la ruta de los Apalaches y disfrutar de numerosos deportes de montaña.

Según la guía Lonely Planet de esta zona del mundo, el Great Smoky Mountains National Park en Tennesse es una visita muy recomendable. Este parque recibe su nombre de los cherokees, que lo llamaban “tierra del humo azul”. A pesar de ser el más visitado de EEUU, parece ser que el 95% de los visitantes no se alejan más de 100 metros de su coche. Es tu oportunidad para descubrir territorios desconocidos.

Caballos salvajes en Assateague
Caballos salvajes en Assateague

Después de este paseo por el interior, podremos desplazarnos hasta la costa, a las Outer Banks, cabo Hatteras y la Isla de Ocracoke y Assateague, donde abundan caballos y ponis salvajes, zona de dunas y playas de enorme belleza.

Llegamos al ecuador de este increíble recorrido por la Costa Este de los Estados Unidos. Pronto volveremos con más, a conocer el sur: viajaremos desde Carolina del Norte hasta Luisiana, pasando por la increíble Florida ¡Hasta pronto!

Comentarios

compartir en redes