Cómo puede ayudar la tecnología a tu bienestar emocional

  • Mente
cat-icon-on-post

Puede parecer una contradicción que tecnología y bienestar emocional puedan ser aliados, pero es un hecho. Desde blogs hasta portales especializados en bienestar, pasando por las últimas aplicaciones especialmente diseñadas para tu bienestar emocional, hoy vamos a hacer un repaso de cómo tu telefóno móvil puede dejar de ser un elemento estresante para convertirse en tu mejor aliado para llegar a Bienestar.

Está comprobado que estar demasiado tiempo conectado a las redes sociales nos hace acumular estrés y reduce nuestro rendimiento. La adicción a internet y a las redes sociales es ya un hecho y los efectos colaterales puedes llegar a ser muy perjudiciales: amistades perjudicadas, ansiedad, el famoso FOMO (fear of missing out, es decir miedo a perderte algo si no estás conectado) y sobre todo el dejar de hacer y de vivir muchas de las cosas que se encuentran detrás de la pantalla de tu teléfono o tablet, y que ésta te impide ver.

Todos estos efectos adversos son consecuencia de un uso abusivo de internet, las redes sociales y la tecnología. Hasta aquí, parece que poco puede hacer la tecnología por tu bienestar emocional, pero lo cierto, es que empezando por un uso responsable de esta herramienta, podremos sacar bastante provecho emocional a nuestra relación con la tecnología.

Navega por internet de manera responsable

El primer paso consiste en utilizar internet de manera responsable. Es decir, no hay nada de malo en tener una cuenta de Facebook, Instagram o Youtube, lo que convierte tu actividad en redes sociales en algo potencialmente negativo es el abuso, es decir permanecer demasiado tiempo conectado o usar las redes sociales para comparar tu aburrida vida con la apasionante vida de los demás. Sabes que esto último no es así, ¿verdad?

Las redes sociales y todas las posibilidades de conectividad que te ofrecen tu teléfono móvil o tu tablet pueden ser verdaderamente provechosas para tu bienestar emocional y para sacar el mayor provecho de tu día a día. Desconecta de tus notificaciones de trabajo cuando estés en casa y aprende a pasar tiempo con los tuyos. Olvidarse de la tecnología cuando has terminado el día es una práctica de higiene mental muy útil.

Gestiona tu tiempo de manera eficaz

La falta de tiempo, la procrastinación y la desmotivación son los principales culpables de que estemos continuamente estresados, sintamos que no rendimos los suficiente y prefiramos no enfrentarnos a nuestras tareas diarias. Hazte con una app que te ayude a organizarte, tu tiempo y el de tu familia o compañeros de piso. Gestionar tareas domésticas, rendir correctamente en tu trabajo y dedicarte tiempo a tí mismo sin que todo esto suponga una fuente de estrés puede ser una realidad gracias a aplicaciones de gestión de tiempo como Clear Focus, Forest o Domuss.

Descansa

El descanso de calidad es una parte muy importante no solo para una vida tranquila, sino también para mejorar tu rendimiento y como consecuencia disminuir el estrés. Controlar tus ciclos de sueño y su calidad te ayudará a descansar más y mejor y a despertarte de buen humor. Prueba con aplicaciones como Sleep Cycle o Fit Bit.

Cuida tus hábitos diarios

Las aplicaciones como FitBit monitorizan todas tus actividades diarias, no solamente el descanso para que puedas encontrar tu mejor equilibrio, y a notar cómo una vida más sana te ayudará a sentirte mucho mejor.

Cuántas tazas de café tomas al día, cuánto tiempo le dedicas a la lectura, cuánto tiempo dedicas al ejercicio o a las redes sociales, son marcadores que puedes ir modulando para encontrar un equilibrio entre ocio y trabajo, entre cuidarte a tí mismo o para usar el tiempo de manera productiva.

Dedica tiempo a estar bien

Hay dos actividades que ayudan a disminuir el estrés, a descansar mejor y en definitiva a sentirte mejor dentro de tu piel: estas son el ejercicio físico y la meditación.

No importa tu edad ni forma física, hacer ejercicio puede ser uno de tus mejores hábitos. Para ello la tecnología está de tu parte: puedes encontrar cientos de aplicaciones que te ayuden con tus rutinas de entrenamiento, sea la que sea.

La meditación es una práctica que, al igual que el ejercicio físico, requiere una práctica constante para notar resultados, pero con esfuerzo y perseverancia, tu estado anímico mejorará de manera muy notable. Si quieres empezar a meditar, puedes hacerlo con algunas aplicaciones que te ayudarán con la respiración y con la organización de las sesiones. Headspace o Buddhify serán tus mejores guías para tus momentos de relax y desconexión del mundo, aunque paradójicamente estés conectado cuando estés practicando.

Aprovecha para poner el modo avión y olvidarte de todo. Sacar lo mejor de la tecnología es fácil.

[Total:0    Promedio:0/5]

Comentarios

compartir en redes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.