Diferentes tipos de gente, diferentes tipos de yoga

  • Mente
cat-icon-on-post

El yoga es una manera de estar en forma de lo más completa. Tonifica los músculos, trabaja tu flexibilidad, mejora el equilibrio y la concentración y te ayuda a conectar tu cuerpo y tu mente.

Hay tantos tipos de yoga como tipos de persona y si no lo crees, lee este post y verás.

El yoga y su práctica han sido durante milenios el eje espiritual de la India. Se trata de un método con miles de años de antigüedad que nos proporciona claves para nuestro autoconocimiento, el bienestar integral y la evolución de la conciencia. El yoga, al contrario de lo que muchos piensan está al alcance de todos, no importa la edad ni condición, y nunca es tarde para empezar a practicarlo. Sus beneficios, tanto físicos como mentales, se pueden disfrutar a todas las edades.  

El yoga es como un árbol con numerosas ramas que son sus distintas modalidades, y empezaremos por diferenciar dos de sus ramas fundamentales el son el hatha yoga, o yoga físico y el radja yoga, o yoga mental. Si bien es cierto que el hatha yoga tiene mucho de mental, ya que una de sus finalidades concretas es desautomatizar, es decir, hacernos más conscientes de nuestra práctica, y eso nos acerca mucho a la atención plena, a la atención aquí-ahora, que prepara a la mente para el cultivo del equilibrio interior, lo que favorece la resolución de conflictos internos.

dmitry-kotov-97103

Esto es lo que en esencia se trata de la meditación, el cultivo de la atención consciente y reorganizar la mente en un nivel de mayor claridad, orden y sabiduría, o la materia de la que se ocupa el radja yoga, con el que aprendemos a concentrar y expandir la atención, a percibir y a percibirnos, y así acabamos desmantelando la estructura del propio ego, lo que los yoguis llaman percepción yóguica o hiperconsciente.

El kundalini yoga es el yoga de la energía cósmica, de la elevación de la conciencia. La energía que fluye por nuestro cuerpo está representada por la serpiente kundalini que duerme en nuestro primer chakra. Al despertar esta serpiente, subiría por nuestra columna activando todos los chakras y despertaría todo el potencial creativo del individuo. El kundalini estabiliza las emociones a través de la química del cuerpo, ya que mejora los sistemas glandulares e inmunológico, aporta paz y claridad mental. En este yoga se utilizan las diferentes posturas (asanas), respiraciones (pranayamamas), mantras y gestos manuales (mudras) para canalizar la meditación.  

El hatha yoga es la práctica más común y difundida en Occidente y también se conoce como yoga psicofísico. Este tipo de yoga tiene una acción armonizante sobre el cuerpo, regula las funciones corporales y sus energías, equilibra el sistema nervioso y mejoran la coordinación cuerpo y mente. El hatha yoga tiene una importante función psicosomática en el cuerpo, y es por esto que con la práctica del yoga sufriremos menos dolencias.

El hatha yoga se fundamenta en los asanas, que son las diferentes posturas que se practican y que son las que ejercen estos beneficios sobre nuestro cuerpo. Estas posiciones alcanzan a todo el cuerpo y por eso benefician a todos los sistemas. Esta variante es la adecuada para los principiantes, aprendiendo las posturas y las respiraciones, trabajando la fuerza muscular y la flexibilidad.

De las secuencias más populares del hatha yoga está el saludo al sol, una serie de asanas básicos con los que estirar el cuerpo y es perfecta para estirar y  finalizar una práctica deportiva anterior, como el running

Todas estas técnicas se pueden practicar libremente, desvinculadas de la fe, apela a la inteligencia del practicante y no es necesario que su enseñanza vaya acompañada de adoctrinamiento religioso. Es por esto que la enorme difusión del yoga y la probada eficacia de sus métodos a nivel terapéutico, han hecho que su práctica se normalice en Occidente y hoy han surgido muchas variantes o más bien estilos más adaptadas nuestras sensibilidades como el yoga flow o vinyasa.

Incluso la ONU ha admitido en una resolución que el yoga “facilita la actitud holística hacia la salud y el bienestar” y que “una divulgación más amplia de información sobre los beneficios de practicar el yoga sería beneficioso para la salud de la población mundial”.

El vinyasa yoga o flow vinyasa es perfecto para quienes quieren estar en forma. Vinyasa significa literalmente sistema de movimientos y respiración sincronizados. Se trata de la práctica de yoga de manera muy dinámica, coordinando las respiraciones y los movimientos del cuerpo. Se trabaja la flexibilidad, el equilibrio, la concentración y la fuerza. Aporta energía, flexibilidad y fuerza. Se trata de un estilo aeróbico, a diferencia del hatha yoga y no tiene impacto en las articulaciones o los huesos.

Para quienes quieran mejorar su flexibilidad y eliminar toxinas al máximo está el bikram yoga o hot yoga, que se practica en una sauna a 42 grados, lo que hace que los músculos estén más laxos y así se adquiere mayor flexibilidad.

Otras variantes del yoga que aúnan tradición y modernidad serían el acro yoga o yoga acrobático, o el yoga aéreo, que se practica en el aire y sobre un columpio de tela que hace que nuestro cuerpo luche contra la gravedad.

En definitiva, el yoga es una práctica universal y dirigida a todas las personas no importa su edad o condición. Conocedores de todos sus beneficios, en Occidente hemos adoptado el como una práctica terapéutica y un deporte que beneficia al cuerpo y a la mente. Hoy en día podemos encontrar yoga para niños, muy beneficioso en su salud física y también en su educación y su comportamiento, así como yoga para embarazadas o ancianos, el yoga restaurativo, que hace que los más mayores se sientan con más energía, recuperen movilidad y mejores sus dolores musculares.

Ya ves que hay un tipo de yoga para cada persona, para cada necesidad y para cada gusto, solamente hace falta encontrarlo.

compartir en redes