Es fácil mantener una alimentación equilibrada siguiendo estos consejos

Es fácil mantener una alimentación equilibrada siguiendo estos consejos

  • Gastronomía
cat-icon-on-post

Hay miles de dietas y consejos nutricionales para perder peso o para ganarlo, o para tener un aporte extra de vitaminas, etc.

En Vive 0,0 te ofrecemos estos sencillos consejos para llevar una dieta sana y equilibrada y mantener un peso saludable. En definitiva, para sentirte bien a todos los niveles.

En la variedad está el gusto y en el punto medio la armonía.

 

No se trata de hacer dieta para estar más delgados y parecernos mas a los modelos o a los cánones de belleza. Mantener una alimentación saludable es importante para sentirnos mejor a todos los niveles. El bienestar empieza por comer bien, estar sanos, tener digestiones fáciles y sí, también mantener un peso adecuado a nuestra forma física, nuestra actividad y nuestro tamaño.

Por lo tanto hoy te queremos ofrecer una manera de diseñar una alimentación que puede que te ayude a adelgazar, pero sobre todo te ayudará a mantenerte sano y rendir física y mentalmente todos los días. Es cierto que la acumulación de grasas en determinadas zonas del cuerpo son señal de sedentarismo y una alimentación poco adecuada y que depende en gran medida de nuestro metabolismo, pero medir las cantidades de los productos que ingerimos aportará a nuestro organismo un equilibrio adecuado de nutrientes, lo que redundará en una mejora general de la salud y a mantener un peso acorde con nuestra complexión.

No debemos olvidar en esta ecuación mantener una actividad física regular que favorecerá el metabolismo, la correcta absorción de los alimentos y en general a mantener un buen estado de salud.

Es fácil mantener una alimentación equilibrada siguiendo estos consejos

Foto: https://images.unsplash.com/photo-1470405614677-53b0279b9c4d?ixlib=rb-0.3.5&q=80&fm=jpg&crop=entropy&cs=tinysrgb&s=cab335cb76da43b446b8df87385eaeab

 

Pirámide nutricional vs. plato nutricionalmente correcto

Todos hemos visto la pirámide nutricional en la consulta del médico de familia o en las bolsas de snacks, que nos recomiendan llevar una dieta saludable. En realidad la pirámide nutricional se refiere a lo que se come durante un día o una semana, sin hacer distinción entre comidas, y el plato nutricional habla de las cantidades de comida que se deben combinar en una comida principal.

Según un informe de la Universidad de Harvard, no es que la famosa pirámide nutricional esté obsoleta ni mucho menos, sino que ésta y el esquema del plato nutricional se complementan.

En general el plato nutricional aconseja que nuestras comidas principales se dividan en vegetales (las patatas no cuentan), proteínas (carnes, pescados o huevos) e hidratos de carbono. Se aconseja que los vegetales sean cuanto más variados mejor y que ocupen la mitad del plato, y dejemos un cuarto a las proteínas y otro a los hidratos. Para personas muy activas se dedicará un tercio a cada tipo de nutriente.

Esta proporción no está pensada según el número de calorías a ingerir, ya que esto depende de otras variables como edad, peso o género del individuo.

Es fácil mantener una alimentación equilibrada siguiendo estos consejos

Foto: https://images.unsplash.com/photo-1413745000559-46fdd2d81cd7?ixlib=rb-0.3.5&q=80&fm=jpg&crop=entropy&cs=tinysrgb&s=4af35242ab2d07fe128ab1aa9638a45e

 

En cuanto a los hidratos de carbono, es más importante el tipo que la cantidad, siendo preferible los granos integrales en panes y cereales. Las legumbres tienen un alto índice glucémico por lo que son muy recomendables, pero en cantidades más reducidas de lo que estamos acostumbrados.

Diseña un plato equilibrado

Como acabamos de ver es importante tener en cuenta las proporciones de nutrientes que ingerimos, por lo que siempre podemos pensar en un plato diseñado de esta manera. Y no será tan difícil, al final este diseño es instintivo y además de proporcionarnos los alimentos necesarios terminaremos correctamente saciados.

nutricion

Foto: https://images.unsplash.com/photo-1454334281609-87a89762912c?ixlib=rb-0.3.5&q=80&fm=jpg&crop=entropy&cs=tinysrgb&s=4d13d2a638236294e46490599d3ebfec

Las grasas vegetales y el aceite, mejor crudo

En cuanto a la ingesta de grasas será preferible obtenerlas de los vegetales o de los frutos secos como el aguacate y las nueces, sin tener por qué evitar absolutamente las grasas animales.

El aceite crudo sienta mejor, favorece una digestión fácil y además sus cualidades naturales no se ven alteradas. Esta es la razón por la cual es mejor evitar las salsas muy elaboradas, así como los rebozados o empanados, el aceite se suele sobrecalentar y es entonces cuando además de perder propiedades, puede incluso liberar sustancias perjudiciales para la salud.

Azúcares con moderación

El azúcar no debe o no tiene porqué desaparecer de tu dieta. Si bien todos sabemos que no conviene que sea una de las bases de la alimentación, en cantidades moderadas no hace ningún mal.

Es preferible el azúcar de caña, la panela, ya que a diferencia del azúcar blanco y otros endulzantes aporta nutrientes y no los “roba”. El azúcar blanco necesita de otros nutrientes para efectuar las reacciones químicas necesarias para el movimiento de los músculos.

Los zumos aportan una gran cantidad de azúcares, por lo que recomendaremos no tomar más de uno o dos al día.

Mantente activo por fuera y también por dentro

Como ya hemos dicho, el ejercicio regular es un ingrediente fundamental para un estilo de vida saludable. Se recomienda realizar actividad física de manera habitual un mínimo de dos veces por semana durante una hora. Solamente este gesto favorece la combustión de azúcares, controla los niveles de azúcar en sangre y nos mantiene fuertes física e inmunológicamente.

Hemos oído muchas veces que es conveniente hacer cinco comidas al día. La explicación es que de esta manera mantendremos unos niveles constantes de glucosa en nuestra sangre. Para esto haremos un desayuno fuerte para reponernos de un ayuno de entre seis y ocho horas, a media mañana con comer un yogur o una fruta es suficiente, a continuación la comida principal siguiendo las proporciones del plato nutricional, una merienda ligera y la cena. Si hemos cenado muy pronto podemos tomar un producto lácteo antes de dormir que nos aportará lactosa durante el sueño y los niveles de azúcares en sangre no descenderán demasiado.

Si te paras a contar salen seis comidas en total.

El motivo es que de esta manera mantendremos el cuerpo y el aparato digestivo trabajando continuamente, algo que también se puede considerar como un ejercicio de nuestro aparato digestivo. Además así el cuerpo no absorbe más nutrientes de los que necesita si solamente realizamos una comida fuerte al día.

nutricion4

Foto: https://images.unsplash.com/photo-1428932021471-d172cfe9955b?ixlib=rb-0.3.5&q=80&fm=jpg&crop=entropy&cs=tinysrgb&s=5dfe3517cfa7b4337086928f04e96048

 

Mantener una dieta sana depende sobre todo de una correcta educación alimentaria y a partir de ahí del sentido común. No existen dietas milagro ni nada por el estilo. Comiendo bien, variado, sano y equilibrado tendremos una buena salud. Ese es el único secreto.

compartir en redes