Recetas, ropa, hardware… El movimiento maker se nota, se siente y, sobre todo, se toca

  • Gastronomía
cat-icon-on-post

Cuando pensamos en el universo maker, parece que nuestra imaginación se traslada hasta una nave industrial donde se reúnen los integrantes del grupo para compartir conocimiento. Es cierto que el laboratorio de los makers es fundamental para desarrollar una comunidad local, pero no menos cierto que Internet es una de las vías que ayudan a entender y colaborar con una comunidad cada vez mayor de usuarios cuyo objetivo es poner en práctica ideas, muchas veces algo alocadas, que de otra forma no podrían ver la luz. Vamos a ver algunas de estas ideas locas que los makers pueden hacer con la ayuda de Internet.

Movimiento maker: algunos proyectos con impresoras 3D

Los proyectos con impresoras 3D se suelen asociar al mundo de la fabricación de productos, pero lo cierto es que una de las áreas donde pueden encontrarse más aplicaciones reales es en el mundo de la cocina. Los cocineros que utilizan impresoras 3D para crear sus platos son cada día más. Para el mundo de la repostería y los adornos en tartas, es toda una novedad a la hora de moldear nuevas figuras.

Otra aplicación que poco a poco estamos viendo es la posibilidad de imprimir ropa, una fórmula que de momento se está explorando y que quizás no en la industria textil, pero sí en otras alternativas que tienen que ver con la creación de tejidos, puede ser una buena solución para determinados proyectos.

Pero también hay otros makers que buscan otros usos más lúdicos, como podría ser la construcción del Curiosity, el robot explorador que fue enviado a Marte para recoger datos. Una forma de ser partícipes de la aventura espacial, aunque no sea más que con una réplica del curioso explorador.

Otro ejemplo en esta línea es construir un telescopio robotizado, utilizando como materia prima para la óptica un pequeño smartphone, asequible para la mayoría de los aficionados a la astronomía y fácil de realizar con la ayuda de la comunidad. No es el único caso, también tenemos otras creaciones algo más románticas que tienen que ver con la producción musical de vinilos. Ahora te puedes imprimir tu propio disco de vinilo si quieres recuperar el sonido vintage de la música en tocadiscos.

Arduino, un miniordenador para lo que tu imaginación proponga

Un proyecto muy popular en el mundo de los makers es Arduino, un proyecto de hardware libre que es la base de un buen número de proyectos de electrónica y domótica. Arduino es una placa que lleva un microcontrolador Atmel AVR y ofrece al usuario varios puertos de de entrada/salida y un entorno de desarrollo que tiene como objetivo crear proyectos vinculados al mundo de la electrónica y los microcontroladores dentro de un entorno sencillo que no plantee barreras de entrada económicas. Por este motivo, es una buena plataforma para platear proyectos innovadores, proyectos locos sin caer en grandes costes.

Otra de estas pequeñas placas electrónicas que nos pueden ayudar a hacer cosas curiosas con la ayuda de la comunidad. Un ejemplo es montar nuestro propio sistema Ambilight para el televisor, que nos ayudará a tener una mejor iluminación de la sala, ahorrar algo de dinero al no necesitar otras luces cuando estamos viendo una película o una serie, ya que los leds del televisor iluminan la zona de alrededor de la propia pantalla.

En un ámbito más práctico tenemos la posibilidad de crear un sistema de alimentación autónomo para mascotas, algo similar al modelo de Regreso al Futuro, pero perfeccionado. Un ejemplo es Power Cat Feeder, un sistema que permite que pueda alimentar a los gatos en vacaciones. El sistema cuenta con un gran depósito y un sistema mecánico controlado por la Raspberry Pi para ir ofreciendo las dosis de comida adecuada en cada momento.

Gracias a este tipo de tecnologías lo cierto es que el único límite es nuestra imaginación. Los makers comparten su conocimiento y experiencias con toda la comunidad a través de Internet. Luego en los talleres podemos encontrar herramientas y ayuda a la hora de fabricar algunos de los componentes que necesitamos para sacar adelante estos proyectos.

En Vive 0,0 | Así se transforman los espacios de la ciudad con productos reciclados

compartir en redes