La cerveza, la compañía perfecta para tu comida ligera

  • Gastronomía
cat-icon-on-post

Ya vamos notando que las temperaturas son muy diferentes a las de hace unas semanas, el sol se pone después y amanece antes… Está claro: se acerca la primavera. Y, con el buen tiempo, llega el momento de quitarse las capas de cebolla que llevamos todo el invierno. Y no sólo de ropa, tenemos que preparar el cuerpo para el “destape” y eliminar los excesos cometidos durante el invierno.

Una estupenda manera de hacerlo es cambiando los menús de tres platos hipercalóricos por comidas más ligeras, sobre todo si tras el almuerzo tenemos que volver a trabajar. Muchas veces, acompañamos estas comidas ligeras con refrescos que tienen mucho azúcar y gases. ¿Qué tal si cambiamos de hábitos y apostamos por una cerveza como complemento nutricional para una comida ligera?

Si te interesan todos estos temas sobre cómo cuidarte y trucos y consejos para llevar una vida más sana, no dejes de suscribirte a nuestra newsletter . Recibirás todo cómodamente en tu correo.

Cerveza sin alcohol, propiedades y salud

cerveza00

No descubro nada a nadie si os comento que la cerveza sin alcohol fue creada a principios del siglo pasado, en EE.UU. durante la Ley Seca, tomando como base la cerveza tradicional de cebada. Según la Sociedad Española de Dietética y Alimentación, la cerveza sin alcohol posee más de 2.000 sustancias distintas, entre vitaminas, minerales, carbohidratos y proteínas.

Es hidratante (tiene un alto contenido en agua), contiene ácido fólico,  aporta antioxidantes y micronutrientes como calcio, magnesio, zinc, potasio y vitaminas del complejo B, y fibra que ayuda a controlar el estreñimiento. Por cierto, para quienes quieren bajar de peso, la cerveza sin alcohol tiene bajo valor energético (14 kilocalorías por cada 100 mililitros)

Componentes de la cerveza sin alcohol

Las cervezas sin alcohol, aparte de esas sustancias de las que hemos hablado antes, tienen dos compuestos diferentes importantantísimos:

Fenoles: antioxidantes que reducen el envejecimiento celular, previenen el cáncer y frenan el deterioro del tejido cerebral.

Antigregantes plaquetarios: previenen las enfermedades del sistema circulatorio, como arteriosclerosis, presión arterial elevada, infarto de cerebro y corazón.

Maridando con cerveza

pollo-cerveza-00

Refrescante y saludable, no todos los menús van bien con cerveza, pero nosotros nos vamos a centrar en tres menús muy ligeros que “nos piden” disfrutarlos con una cerveza San Miguel 0,0 bien fresquita.

En el Blog Cerveceros, hemos aprendido muchísimo sobre maridaje de cerveza; por ejemplo, lo bien que combina con los quesos grasos, las carnes magras o los pescados azules. Como estamos pensando en menús ligeros, hemos elegido alguna de las verduras que nos sugieren y un plato elaborado con cerveza que también marida estupendamente.

Menú 1: Alcachofas con jamón y pollo guisado con cerveza y setas

Las alcachofas con jamón es un plato perfecto para comenzar una comida ligera. Hay mil maneras de preparar esta verdura y ya hemos hablado en otras ocasiones de que pueden convertirse en uno de nuestros platos favoritos. Acompañada de jamón, por ejemplo, no defraudará a nadie.

Como plato fuerte de la comida, el pollo con cerveza y setas se perfila como acompañante perfecto para la cerveza. Todas las recetas que la utilizan en su elaboración maridan a la perfección con su sabor. Y un pollo guisado es el complemento perfecto a un primero tan ligero como las alcachofas con jamón. De todas las recetas que hemos revisado, ninguna ha conseguido superar a la de nuestra compañera Esther.

Menú 2: Endivias con salsa de roquefort y nueces y salmón a la plancha con salsa de eneldo

endivias copia

Desde Directo al paladar nos llega esta receta, con las endivias como protagonistas, que por su sabor amargo maridan a la perfección con la cerveza.

Como las endivias no son cultivadas en tierra, no es necesario una limpieza exhaustiva. Solamente necesitamos cortar el tallo, he ir sacando una a una todas las hojas, pasarlas debajo del agua del grifo y secarlas a continuación.

En una cazuela con un par de cucharadas de aceite de oliva, vamos fundiendo el queso roquefort a fuego suave. Cuando se haya derretido por completo, añadimos la nata, removemos bien y retiramos del fuego para dejar enfriar. Rellamos cada “barquita” y añadimos las nueces.

El salmón es un pescado un poco graso, así que debemos recordar no poner demasiado aceite en la plancha o en la sartén. Simplemente un poco para que no se pegue. Añadimos sal gorda y estará listo en unos minutos. A mí me gusta tostado y crujiente por fuera y jugoso por dentro, así que pongo la plancha al máximo de potencia, pero hay quien prefiere que esté bien hecho y entonces deberá calentarlo a temperatura mediana y dándole vueltas.

Menú 3: Ensalada de brotes tiernos y solomillo de cerdo macerado en mostaza y miel

ensalada-atun

La ensalada de brotes es muy socorrida. Puedes añadir tus hortalizas preferidas: lechugas rojas, escarola, espinaca, brotes de soja, zanahoria rallada, atún o maíz. A gusto del consumidor. Lo importante es que sea ligera y sabrosa.

El solomillo de cerdo tiene un sabor fuerte que no gusta a todos. La idea de macerarlo en miel y mostaza le da un toque barbacoa, y resulta perfecto para combinarlo con un cerveza bien fría. Mezclamos miel y mostaza a partes iguales y untamos todo el solomillo. Personalmente, me gusta poner más mostaza que miel, pero es mejor probar la mezcla para que vaya a gusto de quien la va a comer.

solomillo-cerdo-mostaza-miel

Tras unas horas macerando, si la mostaza utilizada es con grano, desde el Blog Los postres de Elena , nos aconsejan retirarla para hacer una salsa al vino con el sobrante. A mí me gusta meterla en el horno con todo, ya que la salsa se queda pegada al solomillo y es deliciosa.

Tres menús ligeros para maridar la cerveza y ponernos a tono para el buen tiempo. ¿Con cuál te quedas? ¿Te gusta comer con cerveza?

 

En Ciudadano 0,0 | Receta de ensaladilla rusa original

 

[Total:0    Promedio:0/5]

Comentarios

compartir en redes

2 thoughts on “La cerveza, la compañía perfecta para tu comida ligera”

    1. Pues sí, muchas veces la tomas y sientes como si te alimentase y es que realmente tiene muchas propiedades positivas gracias a sus ingredientes. Eso sin contar lo rica y fresquita que está.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.