En bici con frío (2)

Montar en bici en invierno, ¿qué equipamiento necesitamos para superar el frío?

En bici con frío (5)

Muchas veces, nos da pereza sacar la bici cuando vemos por la ventana que está lloviendo o cuando el día es frío y ventoso. Pero es una pena dejar de disfrutar por una circunstancia externa. Que bajen las temperaturas no significa que tengamos que dejar de hacer lo que más nos gusta. Todo es cuestión de prepararse bien y para ello, vamos a dar algunas recomendaciones sobre el equipamiento necesario para montar en bici en invierno, tanto en la ciudad, como en salidas más largas de ocio. Hablaremos de las mejores elecciones de ropa para soportar bajas temperaturas e inclemencias del tiempo como lluvia, viento e incluso nieve.

Dicen que el 80% de los habitantes de Copenhague utiliza la bici todos los días del año, incluso en invierno. Tengamos en cuenta que hablamos de una ciudad que está muy al norte, que sufre de ventiscas, lluvia, nieve y viento constantemente y que además, está al lado del mar. Ninguna inclemencia que nos encontremos por aquí sería comparable con las de allí y por lo tanto, ningún mal tiempo justificaría que dejemos la bici aparcada. Si tú tampoco quieres dejar de usarla bajo ninguna circunstancia, suscríbete a nuestra Newsletter para ver más consejos sobre cómo sacarle el mejor partido.

En bici con frío (3)

Montar en bici en invierno: protege manos, cara, cuello

En bici, los guantes son imprescindibles en cualquier época del año. Además de amortiguar posibles caídas, con sus zonas acolchadas y protecciones anti-golpes, evitarán el encallecimiento producido por sujetar el manillar con fuerza durante horas.

En invierno, son mucho más necesarios para evitar el frío cuando vamos en bici que cuando vamos andando, dado que la velocidad hace que el las temperaturas parezcan más bajas y que las manos están al aire constantemente: no podemos meterlas en los bolsillos cuando se enfrían. Por ello, una buena medida es ponernos otro par de guantes para el frío bajo los guantes de ciclismo.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Las orejas son otra zona que queda muy expuesta. Quizá llevar un gorro debajo del casco resulte incómodo, pero nos podemos poner unas orejeras de las que tienen forma de cinta, una especie de “bandana” de material térmico. Para la cara y el cuello, se pueden llevar estas protecciones que se conocen como “bragas” y que se podrán subir hasta la nariz o dejar solo alrededor del cuello, según el frío.

Todos los elementos que hemos incluido en este apartado son pequeñas prendas complementarias que llevamos mientras estamos sobre la bici y que nos quitamos sin problema al llegar, por lo tanto, no afectarán a nuestro atuendo y no empobrecerán nuestro estilo.

nov2014_03

En bici en invierno: vestirse por capas

La recomendación de vestirse por capas no se da solo para montar en bici, sino también para hacer turismo en zonas frías o para otros deportes de exterior. Pero considero que en la bici es aún más importante que en otras ocasiones, dado que la sensación de temperatura corporal que tendremos a lo largo del recorrido puede variar muchísimo.

Por un lado, es muy fácil que nos pille el paso del día a la noche o viceversa. En invierno, la hora de la salida de los trabajos puede coincidir fácilmente con el oscurecimiento del cielo. Si tenemos un día soleado, aunque sea de temperaturas bajas, el cuerpo pide menos abrigo, pero en cuanto se oculte el sol, los grados van a bajar considerablemente. Lo mismo puede ocurrirnos cuando salgamos por las mañanas, muy temprano: los primeros minutos pueden ser heladores, pero según abre el día, pueden ir sobrando capas.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Por otro lado, tenemos el aumento de sensación térmica producido por el esfuerzo. Cuando salimos fríos nos hará falta estar cubiertos hasta las orejas, pero al ir entrando en calor, seguro que nos podemos desprender de una o dos capas de abrigo. Por ello, se recomienda llevar prendas que se puedan quitar cómodamente y que podamos guardar en las alforjas o atarnos a la cintura sin que se estropeen. Da igual que hablemos de un trayecto urbano para ir a trabajar o a estudiar con nuestro estilo más personal como de una excursión de fin de semana con prendas deportivas y técnicas.

En bici con lluvia o nieve: cómo protegerse

En bici con frío (8)

No es complicado taparse la cabeza con la capucha de un chubasquero de plástico muy fino que quepa bajo el casco o incluso recubrir el propio casco de material impermeable. Los hombros, brazos y tronco también irán resguardados gracias a cualquier tipo de plumas o cortaviento.

Lo que sí resulta difícil de proteger cuando estamos sobre la bici en días lluviosos o de nieve son las piernas. Dado que no es cómodo montar en bici con abrigos largos, los muslos siempre quedarán expuestos. Incluso si llevásemos una prenda de tres cuartos, la parte de las piernas quedaría desprotegida, ya que el abrigo caerá hacia los lados. Para evitar la incomodidad de mojarse los muslos con cada pedalada, podemos optar por dos sistemas.

En bici con frío (2)

Uno de ellos sería llevar un chubasquero de los que tienen forma de poncho y sujetarlo al manillar, creando una especie de toldo sobre nuestras piernas. El problema es que puede ser algo incómodo e incluso crear bolsas de agua. Algunos motoristas llevan una manta térmica sobre las piernas para los días más fríos, pero sería complicado adoptar esa prenda para la bici, ya que dificultaría el pedaleo.

Otra forma sería recubrir los pantalones por esa zona con material impermeable, es decir, llevar unos pantalones impermeables encima de los normales o unos tubos –parecidos a los antiguos calentadores, pero de otro material—que luego nos quitaremos al llegar a nuestro destino. Como decía en el apartado anterior, nadie tiene por qué vernos con estas prendas, ya que se trata solo de algo que recubre y que nos quitaremos al llegar a nuestro destino. Llevar mallas o leotardos bajo el pantalón será otra forma de proteger esta zona, solo que más engorrosa para quitársela al llegar.

¿De verdad es necesaria la ropa técnica?

En bici con frío (1)

En cada uno de los consejos, hemos ido diciendo que la recomendación se puede aplicar tanto en atuendos casuales y formales para desenvolverse por la ciudad como en situaciones deportivas, con ropa preparada al efecto. Las prendas técnicas son cómodas, pero no imprescindibles. La ventaja principal que presentan en invierno es que, con un grosor mucho menor, protegen mejor del frío, así que a lo mejor se consigue menos bulto echando mano de ellas.

Pero si no queremos renunciar a nuestro estilo, no necesitamos pasarnos a la ropa deportiva o especializada. Lo único que tendremos que hacer es seguir una serie de consejos, como elegir prendas de materiales transpirables: algodón en lugar de acrílico, por ejemplo. Por otra parte, existen prendas de diseño, muy modernas y estilosas, creadas para ir en bici.

En bici con frío (7)

Asegúrate de llevar guardabarros

El guardabarros no es solo una protección para que tu bici esté más limpia, también te va a proteger a ti. Los días de lluvia o si ha llovido justo antes de que salgas sobre tus dos ruedas, el terreno probablemente estará lleno de charcos. Cada vez que pases por encima de un charco, la rueda trasera va a recoger agua que lanzará al subir sobre tu espalda y lo que no es la espalda. Sin guardabarros, llegarías con todo empapado, como si hubieses tenido un percance de otro tipo. Existen guardabarros de quita y pon nada caros que podemos tener para sacar solo en las ocasiones necesarias.

Home 11 Dec 12 very cold and hard frost

Además del guardabarros, también vendrá bien que tengas tu bici muy preparada para la lluvia, con unas cubiertas de neumáticos que no resbalen en el barro y el hielo. También será conveniente llevar ropas que nos hagan más visibles al resto de vehículos y peatones, ya que en invierno los días son más oscuros y las noches llegan mucho antes.

Cuéntanos cuál es tu truco para salir con la bici en invierno sin sufrir por las bajas temperaturas o las inclemencias. Seguro que tienes alguna recomendación que no hemos mencionado y que les vendrá bien a los demás lectores.

Imágenes | Pixabay Static, Wikimedia, Bike Calgary (varias fotos), Wikimedia, Staticflckr y Wikimedia.

, , ,

Newsletter No te pierdas ninguna novedad

    Echa un vistazo
    • ¡Súper importante en invierno llevar ropa reflectante! Y sobre todo el hecho de vestirse por capas y que la ropa sea transpirable: si utilizamos, por ejemplo, prendas de algodón conseguiremos que el sudor nos empape, y eso en invierno significa como mínimo un buen resfriado. Lo bueno de la ropa técnica es que evacúa el sudor llevándolo a las capas más superficiales.

      • Beatriz

        Claro, la ropa técnica siempre será más cómoda y a quien salga a montar en bici exclusivamente y luego vuelva a casa, por supuesto que recomendamos que la use. Pero para quien utilice la bici como medio de transporte y tenga que llegar a su oficina o lugar de estudios o a una quedada con amistades a lo mejor no le apetece ir con ropa técnica. En ese caso, la recomendación de prendas transpirables y las capas es la mejor.

    • Beatriz

      No solo nos tenemos que equipar nosotros, también la bici. Ahora que está lloviendo tanto algunas veces me da más pereza salir porque mi bici no está los suficientemente preparada para estas condiciones. Las cubiertas son un poco de ciudad y en las zonas de mucho barro, me da miedo deslizarme. Y como no tengo guardabarros, si piso charcos, el agua sube despedida con la rueda trasera y me empapo por detrás… a ver si les pido a los Reyes algunos regalitos para solucionar este problema, jeje.