¿Cómo te proteges del mal tiempo en la bici?

  • Cuerpo
cat-icon-on-post

Aunque estamos viviendo un otoño extrañamente cálido en la mayor parte de nuestro país el mal tiempo, junto con la lluvia y el frío no tardará en llegar y los que pedaleamos a diario tenemos que estar preparados para protegernos de las inclemencias meteorológicas. No sólo se trata de la lluvia ligera o del frío, sino también el viento por eso vamos a ver cómo protegerse del mal tiempo en la bici cuando llueve, hace frío, nieva o azota el viento.

Además de protegernos contra las inclemencias del tiempo necesitamos hacernos más visibles para otros vehículos. Una meteorología adversa muchas veces implica que se reduce la visibilidad, por lo que más que nunca en invierno es importante llevar luces, si hay lluvia, elementos reflectantes, ya sea en la ropa o en las ruedas de la bici, como el caso de los catadióptricos. Si además tenemos en cuenta que en muchos casos la distancia de frenado aumenta para todos los vehículos, razón de más para tratar de hacerse lo más visibles posible.

Ropa para salvar el frío y la lluvia

No se trata de vestir como cuando somos peatones, nos desplazamos en trasporte público o en nuestro vehículo a motor privado. No nos bastará con una gabardina y un paraguas. Lo ideal es llevar una chaqueta impermeable, que tenga cortavientos y sea lo más ceñida posible, siempre pensando que tiene que ser cómoda cuando dejamos la bici. Respecto a los pantalones lo mejor es que sean antisalpicaduras y no tengan una pernera muy ancha para no engancharse con la cadena o el plato de la bici. Hay muchas marcas que han creado una gama especial de ropa dedicada para los ciclistas.

A medida que aumenta el frío lo ideal es vestirse por capas debajo de nuestra chaqueta, de manera que al llegar a nuestro destino podamos quedarnos con una ropa cómoda. De todas formas hoy en día tenemos disponibles camisas especiales para montar en bici sin tener que ir disfrazado de ciclista. Además es fundamental protegerse la cara, el cuello y las manos. Lo ideal es llevar guantes, sin que sean demasiado gruesos como para entorpecer el frenado, pero que eviten que las manos se nos queden ateridas de frío.

En el caso de la cara es fundamental llevar gafas, aunque sean de cristal transparente, ya que si cogemos algo de velocidad el viento frío te hará llorar los ojos, lo que provoca que nuestra visibilidad disminuya. También si la temperatura es muy baja una gorra de invierno junto con una braga ayuda a prevenir los constipados típicos de esta época del año. Se puede prescindir de este último elemento si tenemos un abrigo cuyo cuello nos puede proteger o un jersey de cuello alto.

Elementos para rodar en bici con lluvia

Esta ropa de ciclista urbano, o ropa de commuter, suele incluir pequeños detalles reflectantes que ayudan a que el ciclista sea más visible en el tráfico de la ciudad. Los añaden de forma discreta, sin que suponga ir vestido como si estuviéramos trabajando en una obra de carretera. Igualmente es importante llevar faros en la bici, elementos que pueden ser desmontables si tenemos que dejar la bici aparcada en la calle. Además al reducirse la horas de visibilidad no es raro que al salir del trabajo tengamos que poner dichas luces.

Otro elemento que también es desmontable y nos ayuda mucho en caso de lluvias es el guardabarros trasero plegable. Estos elementos son de gran utilidad para evitar salpicaduras de la rueda trasera, que a poca velocidad de cojamos suele proyectar el agua hacia nuestro trasero y acabamos con toda la espalda empapada.

bici-otono

Por último tenemos que considerar otros elementos de la bici que debemos cuidar con la llegada del mal tiempo. Una cubierta trasera con un poco más de agarre nos puede evitar más de un susto cuando el pavimento está húmedo, ya sea por lluvia o por el rocío de la mañana, que por ejemplo junto con hojas caídas puede suponer un grave peligro a la hora de frenar o trazar una curva. Lo mismo ocurre con elementos como los frenos, que tienen que estar a punto.

Lo ideal es un frenado progresivo, que no sea brusco. En este sentido los frenos contrapedal son ideales, ya que no necesitan mucho mantenimiento y la humedad del ambiente no les afecta al ser un frenado interno en el buje. La parte negativa es que en caso de peligro y frenazo brusco la rueda trasera puede derrapar más. En ciudad quizás no tiene tanta importancia ya que no se adquiere tanta velocidad, pero si realizamos salidas de ocio será fundamental tener la bici limpia en los elementos que tienen que frenar.

También transmisiones y cadena tienen que estar en buen estado. Para ello existen materiales de limpieza y desengrasantes que eliminan toda la suciedad acumulada. A la vez tenemos que acordarnos después de engrasarlos debidamente una vez limpios para que se preserven de la oxidación y tengan una larga vida útil en nuestra bici. Gracias a ello podremos disfrutar de la bici en todo tipo de circunstancias.

En Vive 0,0 | 13 rutas en bici por el norte de España: de Galicia al País Vasco

Comentarios

compartir en redes

6 thoughts on “¿Cómo te proteges del mal tiempo en la bici?”

  1. Yo para el frío uso una chaqueta cortaviento y luego una braga para el cuello. Con eso y un gorro de lana suelo ir protegido. Siempre llevo un chubasquero largo, que también proteja las piernas en la mochila por si hay lluvia

  2. Para mi lo más práctico es llevar una chaqueta que sea impermeable y cortaviento. Así llevas poca ropa y voy más cómodo. Procuro que la propia chaqueta tenga cuello alto para llevar protegido el cuello.

  3. Para el frío, lo hemos dicho por aquí otras veces, lo mejor es ir con muchas capas, sobre todo porque si entras en calor con el pedaleo, te puedes quitar alguna. Para protegerse de la lluvia y el viento el cuerpo y la cabeza, no veo el problema: chaquetas impermeables con capucha, gorros, etc… Lo que a mí me parece complicado es evitar que las piernas se empapen cuando llueve. La idea de Carlos del chubasquero largo está bien, pero también es incómodo y peligroso porque se puede enganchar con las ruedas. Deberían inventar un protector para las piernas, que desaguase por los lados o por el manillar, algo que saliese de la cintura y se sujetase en las manetas o así… se puede improvisar con un cacho de plástico impermeable, pero no es lo mismo.

  4. actualmente se encuentran juegos de guardabarros para la rueda delantera y trasera, actualmente los uso y ayudan a proteger cuando se cruzan charcos y barro. Aparte unos buenos lentes para que el viento no entre en los ojos junto con objetos extraños (hablo desde Colombia donde el clima es algo “bipolar” y hay que esperar cualquier cosa a cualquier hora del dia)

    1. Muchas gracias Javier, para mi el guardabarros, sobre todo el trasero es básico para salir con la bici si amenaza mal tiempo. Luego si hay frío también añadiría alguna prenda para proteger el cuello…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *