Las diez reglas del Ciudadano 0,0 para comer fuera de casa

Muchos de nosotros comemos fuera de casa a diario. Comer fuera de casa en bares o restaurantes no está reñido con tener una dieta saludable. Solo hay que saber qué platos o alimentos elegir para ir construyendo nuestra propia dieta equilibrada.

En el siguiente decálogo para comer fuera de casa podemos ver algunos trucos que nos servirán para que esta forma de comer no se convierta en el enemigo número uno de nuestra dieta. Si seguimos estas reglas, seguro que mejoraremos nuestra dieta fuera de casa.

Diez reglas para comer sano fuera de casa

  • Elegir dónde comer: mejor si es un sitio donde hay menú diario con dos platos y postre. De este modo la dieta suele ser variada y cada día se va cambiando entre carne, pescado, legumbres, etc. También es importante si en el sitio nos dan flexibilidad en la cocina: pedir que te cocinen algún alimento a la plancha, al vapor, quitar alimentos del plato o añadir otros.
  • Verduras y hortalizas como guarnición: son las grandes olvidadas de la dieta cuando comemos fuera de casa. Aprovecha cuando pidas un plato de carne o pescado y acompáñalo de verduras u hortalizas.
  • Mejor pescado que carne: por la sencilla razón de que los pescados suelen ser blancos y menos calóricos que las carnes, que son más ricas en grasa y un plato más pesado. Además, el pescado es otro de los olvidados de la dieta, si podemos aprovechar para comerlo en estas ocasiones, mejor.
  • Cuidado con las salsas: si pedimos alguna ensalada o plato principal acompañado de salsa, estaremos multiplicando por dos en muchas ocasiones las calorías. Las salsas son ricas en grasas y azúcares, de ahí su buen sabor. Podemos sustituirlas y condimentar con aceite, limón o especias.
  • Pan y cereales, mejor integrales: la fibra es un nutriente importante de la dieta, que obtenemos sobre todo de los cereales integrales. Si nos dan la opción, es un buen hábito pedir el pan o el arroz integral, cuanto menos procesado mejor.
  • Evitar los fritos: son alimentos muy socorridos cuando comemos fuera de casa pero aportan un exceso de calorías y hacen las digestiones muy pesadas. Como decíamos al principio, si en el bar o restaurante nos permiten sustituir algún frito por cocinado al vapor, plancha o microondas, será un punto a favor.

  • Fruta como postre: en todos los sitios suelen tener fruta para el postre, pero siempre llama más la atención postres de repostería elaborados. Manzana, plátano, pera o naranja serán perfectos para concluir la comida.
  • La sal no es necesaria: todavía recuerdo a un viejo y sabio profesor cuando nos decía que los alimentos de la dieta tienen el sodio suficiente para cumplir las necesidades diarias. La sal es un añadido al que nos acostumbramos y que podemos eliminar sin problema. Incluso apreciaremos más el sabor del plato si está menos salado.
  • Ensalada, el plato estrella: antes hablábamos de primar a las verduras y hortalizas. La ensalada es el plato perfecto para juntar a ambos grupos de alimentos. Ensalada mixta como opción básica o ensaladas más elaboradas como primer plato es una buena elección, pero ten en cuenta el punto número cuatro.
  • Al horno o a la plancha, siempre es mejor: este tipo de cocinado es menos agresivo con los alimentos y no añade calorías extra. A tener en cuenta cuando leamos en el menú cómo está cocinado el alimento, sobre todo si es carne o pescado.

No es cuestión de volverse loco e ir a comer fuera pensando en cumplir todas estas cosas a rajatabla, pero sí que podemos ir incorporándolas poco a poco y hacer que las comidas fuera de casa no nos pasen factura en tener una dieta equilibrada. ¿Qué trucos utilizáis vosotros para comer sano cuando estáis fuera?

En Ciudadano 0,0 | Mapa con todos los restaurantes Nolotiro

En Vitónica | Consejos para comer fuera de casa y no olvidarnos de la dieta

Imágenes | Scorpions and Centaurs, B Tal, floodkoff

Héroes a pedales, la bici en la red

 

Esta semana, algunas de las noticias que se han difundido sobre la bicicleta en España nos han tocado la fibra.

  • Como la del ciclista y periodista Ismael Alonso, quien hará el Camino de Santiago en lo que ha dado en llamar ‘Pedaladas contra el cáncer’. La hazaña le llevará 35 horas, durante las que no bajará de la bici. Su propósito es recaudar fondos contra el cáncer, enfermedad que se llevó a uno de sus mejores amigos y a quien dedica esta proeza.
  • O la de Ramón Bértolo, primer Premio á Mobilidade Ciclista de Pontevedra, que cada día acude desde su domicilio a su puesto de vendedor de la ONCE subido a su bici, a pesar de ser deficiente visual. Ante la pregunta de cómo se maneja, nos dice: “no puedo conocer a una persona que esté a veinte metros pero veo que hay una persona”.
  • El concurso “Ideas para la movilidad sostenible”, que forma parte del proyecto de educación medioambiental “Verde te Camino Verde” de UNAF, ya tiene proyectos ganadores: “En bici al trabajo y reduce tu jornada” y “Compartir es viajar”. El primero, de Diana Martínez Torres, consiste en que las personas que vayan en bicicleta al trabajo terminen su jornada laboral 20 minutos antes.
  • Buenas noticias para Barcelona, donde la reforma de la avenida Diagonal pactada supondrá ensanchar las aceras laterales hasta los siete metros y situará el carril bici segregado de los peatones.

Reunir estas noticias en los cinco enlaces que traemos hoy sobre actualidad ciclista me ha transmitido cierto optimismo al ver tantas iniciativas positivas y tantas personas llenas de energía que montan sobre sus bicicletas. Espero que haya ocurrido lo mismo con vosotros. Buena semana y, si tenéis puente, aprovechad para recorrer alguna de las ciclorrutas más completas de nuestra geografía.

Foto | I Promecal.

Salir a correr: lo que te deberían contar si eres principiante

Cuando uno se inicia en un deporte hay muchas cosas desconocidas. Salir a correr está en auge y muchos parques de las ciudades están llenos de corredores novatos. Ojalá cuando yo me inicié en el mundo de la carrera me hubieran contado algunos consejos básicos para empezar a correr y no aprender por ensayo-error.

Vamos a hacer un repaso a los principales factores a tener en cuenta, todas esas cosas que deberían contarte si eres principiante. Veremos nociones básicas con respecto al material, cuánto y cómo correr.

Consejos para empezar a correr

  • Zapatillas: no son necesarias unas zapatillas caras último modelo, pero sí son necesarias unas específicas de carrera. Aquí vale la pena acudir a una tienda especializada en la que nos aconsejen según nuestra pisada, peso y forma de correr qué modelo es el más adecuado para nosotros.
  • Calentamiento: aunque seamos novatos en el tema, calentar es importante para prevenir lesiones y hacer que nuestro cuerpo se acomode a una actividad más intensa. Algo de carrera suave o andar rápido, movilizar articulaciones y estiramientos livianos serán suficientes.
  • ¿Cuántos días salgo a correr?: al principio lo cogemos con muchas ganas y queremos salir todos los días. Es mejor empezar con unos tres días a la semana, siempre dejando uno de descanso entre medias. Cuando llevemos unas 6-8 semanas, ya podremos ampliar los días de entrenamiento a cuatro o cinco semanales.
  • ¿Cuántos kilómetros corro?: iremos en progresión, de menos a más. Nada de empezar con 10 kilómetros todos los días, si no estamos acostumbrados a correr hay que empezar por distancias más manejables como 3-5 kilómetros. Puede parecer poco, pero al inicio es suficiente para empezar a acostumbrarnos y que no aparezcan pequeñas lesiones por sobrecarga.
  • Progresión, de menos a más: cada semana ampliaremos el kilometraje para ir mejorando, pero debemos intentar no hacer más del 10% de kilómetros extra que la semana pasada. Es decir, si la primera semana he salido 3 días haciendo en total 15 kilómetros, la siguiente semana no debería correr más de 16,5. Es lo que se llama “la regla del 10”, algo que evita que nos atragantemos con los kilómetros.
  • ¿A qué velocidad corro?: olvídate de las marcas y de correr rápido, hará que salir a correr sea una tortura. Al empezar el objetivo básico es disfrutar y llevar un ritmo que nos permita hablar con el compañero, sin jadear o con la respiración muy agitada. Si te quedas con ganas de correr más, al final puedes hacer un pequeño sprint de 30 segundos, asó nos quitamos el gusanillo.
  • Algo de técnica básica: correr bien técnicamente es complicado, pero hay algunos puntos básicos que nos ayudarán. Por ejemplo, evitar entrar con el talón en la pisada, algo que es muy traumático para las piernas. Tampoco es necesario dar zancadas muy largas, al contrario, pasos cortos y más frecuencia de zancada.
  • ¿Qué hago al acabar de correr?: intenta no acabar en la puerta de tu casa, porque seguro que te saltas la vuelta a la calma. Esta parte es importante para devolver al organismo a su estado inicial de reposo. Haremos algo de estiramientos y volveremos a casa andando o trotando muy suave, así no pararemos de golpe, un cambio que es muy brusco y no facilita la recuperación.
  • Mejor salir a correr en grupo: salir con más gente a correr evita la monotonía de la carrera en solitario. Además, establece un compromiso y una rutina semanal para salir, haciendo menos probable que te saltes los entrenamientos.

Estos serían los puntos principales que debemos plantearnos cuando empezamos a correr. Y sobre todo, disfruta de cada kilómetro que corres, piensa que es una actividad con muchos beneficios y que si eres constante, dentro de poco tiempo podrás correr más y mejor.

Cómo empezar a correr todos los días

Correr todos los di?as

Lo más importante cuando empezamos a correr es hacerlo de forma progresiva y controlando nuestra técnica de carrera: como con todos los deportes, debemos huir del “empacho de kilómetros”, que lo único que nos generará son unas agujetas para recordar. Debemos comenzar poco a poco de modo que nuestro cuerpo se vaya acostumbrando al esfuerzo que le vamos a demandar y responda de forma positiva ante él.

Los primeros días debemos comenzar caminando a un ritmo ligero para después combinar caminata y carrera: podemos fijarnos un objetivo de tiempo o de kilómetros, y animarnos a completarlo cada día. Además, hay que tener en cuenta que el cuerpo necesita descanso tanto para recuperarse de forma adecuada como para poder rendir más y mejor el día siguiente: un buen descanso activo puede ser caminar a buen ritmo practicando Power Walking. Así seguirás moviéndote pero permitirás que los músculos se recuperen.

Caminar o correr todos los días puede servirnos para crear un hábito de ejercicio en nuestra vida: combina los días de entrenamiento más “serio” (fartlek, series, tiradas largas) con otros en los que salgas a correr por sensaciones de forma tranquila, simplemente porque te gusta o para desestresarte. No lo tomes como una obligación: si algún día el cuerpo te pide descanso, dáselo sin problemas.

Cómo llegar a correr 5 km

Correr todos los di?as 2

Correr todos los días, combinando la carrera con caminata, es una buena manera de llegar a correr 5 kilómetros: una meta que muchos corredores se fijan al principio. Una buena combinación es la siguiente: entrenando los lunes, miércoles y viernes, y dejando los martes, jueves, sábados y domingos para practicar Power Walking y seguir mejorando nuestra capacidad aeróbica.

  • Semana 1: salir cada día a practicar 30 minutos de Power Walking. De esta manera iremos mejorando nuestra capacidad aeróbica y preparando al cuerpo para el esfuerzo.
  • Semana 2: el lunes, miércoles y viernes saldremos a correr combinando 1 minuto de carrera continua a un ritmo suave con 4 minutos de caminata rápida. Repetimos esta serie 6 veces.
  • Semana 3: los días de entrenamiento (lunes, miércoles y viernes) combinamos 2 minutos de carrera continua con 3 minutos de caminata ligera, y lo repetimos 6 veces.
  • Semana 4: lunes, miércoles y viernes seguimos aumentando el tiempo de carrera y reduciendo el de caminata. Realizamos 6 series de 3 minutos de carrrera continua y 2 minutos de caminata.
  • Semana 5: las 6 series a realizar son ya de 4 minutos de carrera continua y solo 1 de caminata ligera. Ya casi podemos correr los 5 kilómetros del tirón.
  • Semana 6: ¡enhorabuena! Si has realizado la progresión de forma correcta, con los días de descanso activo (Power Walking) indicados, habrás mejorado tu resistencia aeróbica y a estas alturas ya serás capaz de correr 5 kilómetros (a un ritmo suave su suele tardar unos 30 minutos). Ahora solo te queda mejorar la velocidad realizando series cortas.

Seguir una progresión es importante para asegurarnos de que nuestro cuerpo va a responder de manera correcta. Igualmente, no debemos olvidarnos de calentar siempre antes de empezar a correr (bien corriendo de forma muy suave, o bien caminando a un buen ritmo), de volver a la calma tras entrenar (al menos 5 minutos de caminata) y de estirar de forma eficiente para favorecer la recuperación muscular. ¡Zapatillas, cascos y a correr!

Imágenes | josiahmackenzie, lululemon athletica, Kristina Schuster, iStock

Los números dan la razón a la bici

 

A cualquier Ciudadano 0,0 no le cabe duda: la bici es la mejor forma de moverse por la ciudad. Y no solo es que lleguemos antes a los sitios, es que además nos hace sentir mejor. Cada vez somos más los que nos damos cuenta, pero ¿sabías que los números y los estudios nos dan la razón? En el artículo de hoy repasamos algunas estadísticas interesantes sobre la bici.

Hay gente que aún piensa que la bicicleta no tiene cabida en la ciudad, que es solo para los fines de semana, pero no es así. En realidad, gran parte de los trayectos que hacemos en coche actualmente son perfectos para hacerlos en bici. Según el IDAE, el 50% de los desplazamientos en coche por la ciudad son de menos de 3 kilómetros. De hecho, el 10% de los trayectos en coche son de menos de 500 metros, una distancia a la que no compensa de ninguna manera aunque solo sea por buscar aparcamiento. Haciendo estas rutas en bici conseguimos unas ciudades más limpias, silenciosas… ¡y sentirnos mucho mejor!

Pero esta no es la única estadística interesante. En cuanto a eficiencia energética, la bici demuestra ser el vehículo ideal para ahorrar y gastar menos combustible. Una bici consume en su uso 50 veces menos energía que un coche. De hecho, según un estudio de Worldwatch Institute, la bicicleta es el vehículo más eficiente que existe en cuanto a la energía necesaria para mover a cada pasajero, por delante del coche, el autobús, el tren e incluso el ir caminando. Esto es algo muy importante, ya que el petróleo que consumimos en España proviene sobre todo del exterior, con lo que reducir su consumo es bueno para la economía nacional.

 

La bicicleta es económicamente rentable

Y es que la bicicleta no es buena solo para nosotros, la economía quiere más bicis por nuestras calles. Gracias al ahorro de recursos naturales y de energía, un estudio danés demostró que moverse en bicicleta es económicamente bueno para la sociedad. Mientras que cada kilómetro realizado en coche tiene un coste social de 3 céntimos de euro, realizar ese mismo kilómetro en bici supone un ahorro para la sociedad de 42 céntimos: estamos creando riqueza con cada pedalada. Se calcula que el mantenimiento de infraestructuras tiene un coste entre 10 y 20 veces menor.

Las bicis contribuyen a hacer más habitables nuestras ciudades. El tráfico rodado en Madrid genera una contaminación acústica de unos 64 decibelios, muy por encima del máximo deseable según la OMS que es de 50 decibelios: ¿te imaginas cómo sería si cambiamos muchos de esos coches por silenciosas bicis?. La bicicleta es sostenible desde su fabricación: con la energía empleada para fabricar un coche, se pueden construir 100 bicicletas. El reciclaje también interviene, ya que reciclando 760 latas de aluminio tenemos la materia prima necesaria para fabricar una sin consumir este recurso natural.

Anímate y #sacatubici

Hay algunas estadísticas que nos gustan menos: aunque cada vez somos más, en España hay 15 millones de bicis en trasteros, que no se están usando aunque las cifras acompañan y la experiencia es increíble: menos de un 8% se anima a utilizarla a diario, sola o en combinación con otros medios de transporte.

Por suerte, esta sí es una estadística que podemos cambiar entre todos. Todos los números nos dan la razón: ir en bici ahorra energía y dinero, es bueno para nosotros, para la sociedad y para la economía. ¿Nos animamos a ello? Ya sabes: #sacatubici

Vía | En Naranja | Muévete en bici por Madrid | Idae | Motorpasión Futuro

El tupper fácil: hoy conservas

Una de las opciones más prácticas al comer fuera de casa es suplementar nuestro menú con algún tipo de conserva, ya sea vegetal o de pescado. Y es que los alimentos en conserva aparte de ser cómodos y versátiles se puede disponer de ellos durante largos períodos de tiempo en nuestra despensa, estando siempre preparados para ser consumidos y de rápida elaboración.

En nuestro tupper, las conservas pueden formar parte de una deliciosa ensalada aportando la parte proteica del menú, una buena lata de pescado como por ejemplo de bonito del norte, dará sabor y sustancia a cualquier mezclum de lechugas. También se puede complementar a éstas utilizando una conserva vegetal, como por ejemplo de maíz, zanahorias baby o judías verdes, que acompañadas de unos sencillos huevos duros forman un plato exquisito para los menús en el trabajo.

Comer de tupper con conservas

 

Tenemos además las conservas de legumbres que aliñadas con una vinagreta o una mayonesa ligera son muy válidas para elaborar con ellas ensaladas más contundentes como plato único. Y para variar de las ensaladas, simplemente un poco de pasta hervida con unas latas de calidad y ya nos podemos preparar una receta rápida y sabrosa para incluir en nuestra fiambrera.

Pero en ocasiones las conservas, debido a los procesos a los que están sometidas para alargar su vida útil, pierden parte de sus vitaminas y minerales, por lo que lo ideal es combinarlas en nuestro menú semanal con alimentos de las mismas características pero en fresco, y no realizar nuestra comida de oficina solamente con latas. Si añadimos de postre una fruta fresca, la conserva se puede convertir en una gran aliada para el tupper. Y vosotros ¿utilizáis a menudo conservas para preparar vuestro tupper?

En Ciudadano 0,0 | Bento, un tupper de lujo para la vista y el paladar
En Ciudadano 0,0 | Recetas de tupper

Imagen | Esther Clemente

 

Accesorios imprescindibles para la bici: reflectantes

 

Diga lo que diga la obra del teatro, las bicicletas no son solo para el verano y ni siquiera solo para el día. Durante la noche también es una gozada volver a casa pedaleando, generalmente con menos tráfico y ruidos y descubriendo la ciudad de otra manera. Pero ojo: tenemos que hacernos ver. En una entrega anterior ya hablamos de los faros, y hoy lo hacemos de su complemento indispensable: los reflectantes, obligatorios por ley si circulamos entre el anochecer y el amanecer.

Debemos instalar uno rojo en la parte trasera de la bicicleta (además de la luz de posición), además de en las ruedas y en los pedales. En muchas ocasiones este equipamiento viene con nuestra bici, especialmente si es de ciudad, pero para evitar problemas tendremos que comprobarlo. También tenemos que llevar algo reflectante en la ropa. Aquí cada uno elige: desde brazaletes de quita y pon hasta chalecos fluorescentes con bandas reflectantes, lleva lo que más cómodo y seguro te haga sentir.

Los reflectantes son un básico en cualquier tienda de deporte o de accesorios para bicicletas, así que no te será difícil encontrarlos. Sus precios son muy económicos, por lo que entre 5 y 15 euros podrás tener todo el equipamiento necesario. Y si quieres más, ¡échale imaginación! Por internet puedes encontrar desde guantes con el dorso reflectante (para señalizar con total visibilidad los giros) hasta pantalones vaqueros de Levi’s en una edición especial para ciclistas que los incluyen de serie.

Imagen | Platinum Bike Plan

Un balcón de primavera, con las mejores flores y plantas

Abril es el mes perfecto para comenzar a preparar nuestros balcones y terrazas para la estaciones más floridas. Reponer tiestos, cambiar mantillos, plantar bulbos y sembrar flores y plantas aromáticas es una labor agradecida y placentera. Rutinas del jardín urbano de cara a primavera para asegurarnos de que disfrutaremos de nuestro trocito de paraíso cuando llegue el buen tiempo.

Dependiendo de la zona donde vivamos y de las temperaturas, podemos empezar a mediados de abril o principios de mayo a remover, sembrar, cavar y plantar. Como de costumbre, conviene asesorarse con profesionales sobre las necesidades de luz, nutrientes y riego de nuestras nuevas plantas.

Limpieza, abono y escardado

A estas alturas de mes ya es raro que nos sorprendan las heladas nocturnas que en marzo acabaron con algunas plantas que no estaban protegidas en mini invernaderos Como esto ya no tiene remedio, tenemos que centrarnos  en escardar las malas hierbas que hayan podido proliferar con el buen tiempo antes de que semillen.

Tanto si hiciste labores de poda el mes pasado, como si no, hay que abonar el terreno y ponerse manos a la obra para plantar las anuales y las vivaces, como amapolas, campánulas, claveles, violetas, margaritas o girasoles. En Verde es vida nos aconsejan sobre los mejores sustratos para cada planta y tipo de maceta.

Si en tu balcón urbano, el rey es un seto, también es el momento de plantarlo y acolcharlo con abono orgánico. Si por el contrario quieres que tu jardín urbano sea un estallido de colores al llegar el buen tiempo, es el momento de comenzar con los bulbos, las dalias, las begonias, las fresias y los gladiolos.

 

Abono y riego

Vamos a reservar una jardinera ancha para el cultivo de nuestras plantas aromáticas. También habrá que abonar con un abono apto para el cultivo ecológico, en este caso el guano.

Yo suelo plantar dos tipos de estas plantas, las que utilizo a menudo en la cocina, es decir, el perejil, el poleo menta, el tomillo, los canónigos, el orégano y la rúcula. Y las que van a ayudarme a evitar las plagas, esto es dedalera y ortigas para evitar el pulgón y la mosca blanca. También los claveles son antiplagas y encima alegres y decorativos.

La manzanilla tiende a hacer un volumen bastante grande, así que la ponemos en una jardinera separada y es importante que no os llaméis a engaño, la manzanilla (al menos la que yo cultivo) es bastante más amarga que la comprada en la tienda, eso si, lo cura todo. Lo mismo ocurre con la hierbabuena y la menta que al ser plantas que tienden a ramificar mucho, si no las plantamos separadas invaden a los vecinos.

En este tipo de plantación de plantas aromáticas y culinarias, se recomienda que el fertilizante sea un fertilizante natural.

Una vez hayas plantado, es importante cuidar los cultivos. Se recomienda incorporar mantillo o turba y un fertilizante durante las semanas de crecimiento para asegurarnos de que nuestras plantas crecen fuertes y sanas.

Desde Infojardín nos recomiendan tener cuidado para que las plagas no les afecten, el calor y la humedad, así como los nutrientes que utilizamos para nuestro jardín urbano, o hacen delicioso para los insectos y las plagas, así que habrá que estar atento para que las plantas no se mueran antes de empezar. ¡Atención con el pulgón!

Y conviene eliminar las flores marchitas, ya que si empiezan a semillar pueden debilitar la planta o en su caso, el bulbo.

Hay que mantener el terreno húmedo, pero no encharcado, seguimos con nuestra máxima de que las raíces buscan el agua y no el agua a las raíces. Muchas plantas, sobre todo las vivaces son muy sensibles a la falta de riego, así que antes de plantarlas, asesórate bien en tu centro de jardinería de las necesidades de agua de cada planta.

Con estos cuidados tu jardín urbano va a ser el lugar preferido de toda la familia cuando comience el buen tiempo.

Imágenes | New garden ideas , Area Reservada Café, Infojardín

Carril bici, ventajas para todos

 

Desde Ciudadano 0,0 hemos hablado muchas veces sobre las ventajas de utilizar la bicicleta en nuestra vida diaria. Pero no hemos tenido en cuenta cómo influye la bicicleta en la vida de la ciudad. Hoy vamos a hablar de las ventajas del carril bici, pero lo vamos a hacer desde un punto de vista más urbanístico, centrado en cómo el carril bici puede transformar la ciudad a su alrededor.

La transformación urbana del carril bici

La construcción de un carril bici supone una actuación urbanística en las calles por las que discurre. El espacio en la ciudad es finito, por lo que la inclusión de un nuevo elemento supondrá necesariamente la trasformación de los demás. En este caso, las calles se componen de acera y calzada, que son las que harán un hueco para la inclusión del carril bici.

Pero muchas veces se realiza una transformación completa de la zona, donde antes no existía una calle se crea un paseo en el que pueden convivir el tráfico rodado, las bicicletas y los peatones. Tenemos múltiples ejemplos de esta cuestión diseminadas en ciudades como Madrid, Bilbao, Valencia, Barcelona, Zaragoza o Palma de Mallorca, por citar sólo algunos ejemplos. Hoy en día no se entiende una actuación urbanística sin la inclusión de la bici como elemento de movilidad.

La ciudad cambia alrededor del carril bici

Que la bicicleta está de moda no se le escapa ya a nadie. El número de bicis que vemos por las calles, con o sin carril bici, va en aumento en nuestras ciudades. Pero el carril bici puede suponer un punto de fuga hacia el que se dirigen negocios enfocados a la bicicleta. En mi ciudad, desde que se construyó dicho carril he visto cómo han ido surgiendo muchas tiendas de compra-venta de bicicletas, pero también dedicadas a la reparación y transformación de bicis, que buscan instalarse a la vera de dicho carril, para ser más visibles para sus clientes potenciales.

Otros negocios que han transformado su actividad aprovechando esta moda de la bicicleta es el de los rent-a-car, o alquiler de vehículos. El alquiler de bicicletas puede ser un gran negocio, sobre todo en aquellos lugares de afluencia turística, donde alquilar una bici para dar un paseo un día o recorrer la ciudad que estamos visitando en este medio es una alternativa divertida y más versátil que el alquiler de un automóvil.

 

El turismo extranjero tiene otro concepto de lo que supone la bici y la ciudad. También de lo que es el buen tiempo para usar la bici. El turismo de invierno, más urbano y menos apegado al sol y playa contribuye a desestacionalizar el sector y es gran consumidor de estas bicicletas de alquiler para recorrer la ciudad. Además, el alquiler también es una alternativa para aquellos que no tienen espacio para guardar la bici en casa o la utilizan muy de vez en cuando, como para que sea práctico tener una en propiedad.

La aparición de un carril bici en una calle provoca un pequeño cambio en el comercio local. Poco a poco aparecen muchos más negocios relacionados con el ocio, terrazas para bares y restaurantes, al ser mucho más agradable la estancia al tener más distancia con el espacio ocupado por los vehículos.

En estas calles por las que circula ahora el carril bici tenemos menos ruido, menos humos y es más agradable sentarse a disfrutar y tomar algo al aire libre. Al estar los vehículos más retirados, supone también mayor espacio para los peatones, que aunque no pueden ocupar el espacio del carril bici, la sensación de amplitud de estas calles es mayor, lo que hace que sean más utilizadas para el paseo. Los comercios aprovechan esta afluencia de gente para hacerse más visibles y mejorar sus ventas.

Por eso también la bicicleta se puede analizar como motor económico en la ciudad, que transforma unas zonas o pone en valor otras gracias al cambio en el tejido comercial que surge en torno a este medio de transporte. Y vosotros, ¿qué cambios habéis observado en vuestras ciudades alrededor del carril bici?

En Ciudadano 0,0 | Celebra el día Mundial de la Bicicleta: #sacatubici
Imagen | Daquella manera | anieto2k

Una epopeya sobre dos ruedas, la bici en la red

 

Volvemos, como todos los lunes, con la actualidad sobre la bicicleta urbana, tema que nos interesa cada vez más en Ciudadano 0,0. Cinco enlaces que llevan a cinco noticias al respecto quieren que empecéis la semana al tanto de todo lo que concierne a los ciclistas de las grandes ciudades. Claro que ninguna de ellas me ha parecido tan bonita ni sorprendente como la de poder encontrar una bicicleta gratuita en la calle y que sea para nosotros para siempre.

  • La película America reCycled reflejará la aventura de dos hermanos –en la fotografía superior– que, sobre bicicletas recicladas, van a recorrer EE. UU. para explorar los efectos y desafíos sociales, espirituales y psicológicos de lo que ellos denominan como el “provocativo y contradictorio” sueño americano.
  • Si decíamos que la bici es buena para la salud, qué mejor demostración que observar a este cordobés, de 92 años, que hace al día 17 km. dando vueltas al parque de Miralbaida. José Fernández Yznar asegura que “la bici me ayuda a vivir, deparándome una vida mucho más sana. No me duele nada y el azúcar y el colesterol ni los conozco”.
  • Varios expertos en movilidad urbana han elaborado una lista con las que son, según ellos, las doce mejores ciudades para ir en bici de toda España. Sevilla encabeza la lista, seguida por Vitoria-Gasteiz y Barcelona. ¿Queréis saber cuáles son las demás?
  • Todos los lunes, el Patio Maravillas, en Madrid, organiza un taller al que dan en llamar Ciclococina. Cualquiera puede llevar su bici a reparar gratuitamente y ayudar a los demás con sus arreglos. También se aceptan donaciones de bicis, herramientas o piezas que se reutilizarán. Esta misma tarde habrá uno sobre las ocho, ¿te animas?
  • En junio, se celebra en Viena La Conferencia Velo-city, sobre ciudad y bicicletas. Se entregarán los Premios Cycling Visionaries, que recompensan la iniciativa en el terreno de bici urbana. Algunos de los que concursan a estos premios son españoles. Si quieres formar parte del jurado online, puedes votar el proyecto que más te convenza a través de su página web.

Esto es todo, amigos, aunque solo por ahora. El lunes próximo regresaremos con más noticias acerca de las dos ruedas más urbanitas. Si habéis encontrado algún enlace que se nos haya quedado en el tintero, os agradeceremos que nos lo sugiráis en uno de los comentarios.

Foto de | Mike Belleme, de America reCycled.

Día Mundial de la Tierra, en bici por el medio ambiente

Los Ciudadanos 0,0 nos sentimos bien respetando el medio ambiente, lo que se refleja en muchas de nuestras actitudes y filosofías: Nolotiro, reciclaje, reutilización, ahorro energético y consumo inteligente, huertos urbanos, movilidad de bajo consumo…

Escoger la bicicleta como transporte urbano, ya sea para acudir o llevar a otras personas de un lado a otro, ya sea para acarrear mercancías, se basa en una larga serie de razones, pero también en este gusto por tratar con respeto a nuestra madre Tierra. Nosotros nos sentimos bien usando la bici y ese es el motivo de sacarla cada mañana, pero coincide que puede ser, junto con el caminar, el transporte más ecológico de la actualidad, muchas veces usado como símbolo del buen trato hacia el planeta.

Al igual que celebramos en su momento el Día Mundial del Agua, o que la semana pasada nos sumamos, con una serie especial de artículos, al Día Mundial de la Bicicleta, hoy queremos adscribirnos a la conmemoración del Día Mundial de la Tierra, que se celebra todo los años el 22 de abril en infinidad de países del mundo.

Origen del Día Mundial de la Tierra

El senador y activista ambiental estadounidense Gaylord Nelson promovió la primera manifestación del Día de la Tierra en 1970, para crear una conciencia común ante problemas como la superpoblación, la contaminación, el peligro de la biodiversidad y otras preocupaciones ambientales. Posteriormente, la convocatoria se fue internacionalizando y ya se ha convertido en un festejo mundial anual.

Este año, se ha elegido como lema del Día Mundial de la Tierra “La cara del cambio climático”. La plataforma Earth Day Network (EDN) , que cuenta con 22.000 socios en 92 países, ha estado recopilando imágenes, sobre lugares o seres vivos afectados por el cambio climático que hoy, 22 de abril, se están proyectando sobre una pantalla digital interactiva, en varios puntos del planeta en los que se celebran los actos conmemorativos.

Como todos los días dedicados a una causa, el Día Mundial de la Tierra trata de recordar y concienciar no solo para esas veinticuatro horas, sino para crear costumbres duraderas. Y cuál mejor que la de sustituir otros medios de transporte por la bici.

 

Si el parque ciclista de una gran ciudad aumenta, el aire puede quedar menos viciado, además de que se evitaría cierta contaminación acústica –menos pitidos, menos ruidos de motor– y algo de suciedad. Al hacer falta menos lugares para aparcar grandes vehículos, las ciudades serían más vivibles. Nosotros lo pasamos muy bien montando sobre nuestras bicis y la Tierra nos lo agradece.

Celebra el Día de la Tierra en bici

En nuestro país, se ponen en marcha varias iniciativas que nos invitan a celebrar El Día Mundial de la Tierra sobre las dos ruedas de nuestras bicicletas. Por ejemplo, esta marcha Cicloturista por Callosa de Segura, en Alicante, así como la ruta en bicicleta desde el Parque de Santa Catalina hasta el Parque San Telmo, en Gran Canaria. En Madrid, entre otras actividades, se organizan itinerarios guiados para ciclistas por el Retiro. La ruta de los Sexmos celebrará el Día de la Tierra con un recorrido en bici por la provincia de Segovia.

 

 

Son muchos los actos que están teniendo lugar, así que no será difícil encontrar el que más se nos adecue y nos quede más cerca. En cualquier caso, celebrar el Día de la Tierra también puede ser cosa individual: lo único que tenemos que hacer es subirnos a nuestra bicicleta y disfrutar de los paisajes que nos ofrece la Tierra.

Si queríamos hacer la prueba por un día de sustituir nuestro desplazamiento habitual en coche por un trayecto en bicicleta, con la idea de tal vez convertirlo en costumbre, ¿qué día mejor que hoy? Especialmente, aquellos que hasta ahora no tenían bici y han conseguido una, gracias a esta iniciativa de San Miguel 0,0.

Por otra parte, el día Mundial de la Tierra se celebra en esta fecha, pero cualquier ocasión del año es excelente para acordarnos de lo que le debemos a la nuestro planeta. Hay muchas actitudes que nos hacen sentir bien y que, al mismo tiempo, respetan la naturaleza y el medio ambiente. ¿Y tú: cómo vas a celebrar el Día Mundial de la Tierra?

Fotografías | Activists San Diego, Overnight Prints, HBL, Top Ladies, Kashi, Behance y Burbujitas.